Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Tupperware' ante la crisis

Vuelven las fiambreras. La crisis económica limpia el polvo a las tradicionales tarteras de plático. Se acabó comer menús en restaurantes. Ahora se almuerza en el trabajo con la comida casera. Por menos de 60 céntimos podemos disfrutar de un plato principal.
Un poco de cus-cús, pechuga de pollo, mango... todo a la tartera por menos de 60 céntimos. Una buena solución para comer en época de crisis.
La crisis económica ha traido un aumento de un 16% de personas que optan por la fiambrera para el almuerzo.
"Estamos comiendo todos los compañeros juntos en el trabajo" asegura un trabajador que puntualiza que "es el único remedio".
Los que sufren el síndrome de la tartera son los restaurantes de menús del día. Han pasado de 120 raciones a 70 diarias. Los responsables de los bares lo tienen claro: "". Ahora sólo se toman el café
Las propias empresas comienzan a habilitar salas-comedor. El 10% de las personas que comen en la calle lo hancen con tupperware.