Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Villa se atasca desde los once metros

Villa se lamenta por el fallo en el penalti ante Sudáfrica. FOTO: Reuters.telecinco.es
David Villa se ha caracterizado durante toda su carrera por ser un delantero completo. Va bien con las dos piernas, posee un gran remate de cabeza, lanza faltas con maestría, marca goles y los da y no falla desde el punto de penalti. O al menos no fallaba, porque en los últimos tiempos, su puntería desde los once metros ha disminuido. El asturiano ha desaprovechado tres de las últimas seis penas máximas que ha lanzado con el combinado nacional.
'El guaje', encargado de tirar los penaltis para la selección desde 2006, ha lanzado desde entonces ocho penas máximas, con un balance de cinco goles y tres fallos, aunque también anotó en la tanda de penaltis ante Italia en los cuartos de final de la pasada Eurocopa.
Antes de fallar ante Sudáfrica, Villa había marcado tres lanzamientos seguidos en los enfrentamientos ante Azerbaiyán, Chile y Estonia, después de haber fallado otros lanzamientos frente a Bosnia y Liechtenstein.
Sin embargo, el hecho de no transformar un penalti nunca fue un problema para el delantero asturiano, que terminó por marcar algún gol en estos encuentros, ya que anotó contra Sudáfrica el primer tanto, marcó el único gol contra Bosnia (1-0) e hizo un doblete goleador contra Liechtenstein (0-2).
Estos fallos contrastan con la infalibilidad que ha demostrado desde los once metros con el Valencia, ya que ha marcado en Liga los últimos doce penaltis lanzados (ocho esta temporada, tres la pasada y uno en la 06-07), mientras que el último marrado se lo detuvo curiosamente su compañero actual César Sánchez, cuando éste jugaba en el Zaragoza.
JNP