Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los ahorros de toda una vida, a la basura

Anat quería darle una sorpresa a su madre comprándole un colchón nuevo. Ahora, busca desesperadamente en un vertedero de Tel Aviv el viejo camastro de su progenitora. La anciana había logrado ahorrar poco a poco un millón de dólares y no los guardaba precisamente en una cuenta bancaria.
La mujer, que vive en Tel Aviv, ha contado su desgracia a los periodistas. El pasado 8 de junio, Anat quiso darle una sorpresa a su madre y, sin decirle nada, le compró un colchón nuevo que instaló en su casa al tiempo que se deshizo del viejo. Lo que Anat no sabía es que su madre guardaba en el viejo colchón los ahorros de toda una vida.
Una mujer de Tel Aviv tiró sin querer a la basura un viejo colchón que tenía dentro un millón de dólares en efectivo, informaron hoy medios israelíes.
Según The Jerusalem Post, tras hablar con su madre, Anat se dio cuenta del error, pero el colchón ya había sido retirado del depósito de basura y la mujer inició un peregrinaje a los vertederos de la ciudad, en los que por el momento no ha aparecido el colchón.
Según ha informado la radio israelí, el gerente de uno de los vertederos, Yitzak Borba, la mujer está "totalmente desesperada" y los trabajadores del lugar tratan de ayudarla en su búsqueda, que se ve enormemente dificultada por el hecho de que al lugar llegan cada día unas 2.500 toneladas de deshechos.
El vertedero ha incrementado las medidas de seguridad para evitar que algún "cazatesoros" acuda a buscar el colchón. BQM