Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Diez consejos para prevenir las fracturas por osteoporosis

La osteoporisis es una enfermedad que no provoca síntomas hasta que se produce la fractura, por lo que es fundamental hacerse densitometrías (prueba diagnóstica de la patología) y, si se sufre, seguir el tratamiento y no abandonarlo, según ha sido advertido desde la campaña '70 y más: Pro-mujeres sin fractura', promovida por la Fundación Hispana de Osteoporosis y Enfermedades Metabólicas Oseas (FHOEMO), la Asociación Española Contra la Osteoporosis (AECOS), con la colaboración de Cayetana Guillén Cuervo y su madre Gemma Cuervo.
"El tratamiento juega un papel muy importante en el curso de esta enfermedad", ya que "ayudará a los pacientes a tener unos huesos más resistentes y así reducir el riesgo de fractura". Por ello, es imprescindible informarse sobre los diferentes fármacos que existen y escoger el que pueda ser más efectivo. Una vez elegido, "es vital mantenerlo", ya que las mujeres que lo abandonan suelen perder masa ósea, por lo que su riesgo de fractura aumenta.
Hay fármacos que se toman por vía oral una vez al día, una vez a la semana o una vez al mes. Otras opciones más espaciadas son: una inyección subcutánea una vez cada seis meses, o una inyección una vez al año, exponen.
Asimismo, los expertos de la campaña hacen hincapié en la "importancia de la visita al médico para conocer todas las opciones de tratamiento y después para resolver cualquier duda que surja en torno a la medicación elegida". Especialmente se recomienda a las mujeres de 70 años o más que dialoguen con el médico para que sea él quien establezca tanto el nivel de riesgo de fractura, como el mejor tratamiento para favorecer los huesos.
10 CONSEJOS PARA PREVENIR FACTURAS
Para evitar sufrir fracturas, los expertos recomiendan "tomar una dieta rica en calcio y Vitamina D, realizar actividad física suave evitando el sedentarismo, mantener posturas correctas en las actividades, mantener las habitaciones recogidas e iluminadas, usar alfombras antideslizantes, usar zapatos de tacón bajo, no caminar en calcetines, medias o chancletas, asegurarse de que las escaleras están bien iluminadas, instalar pasamanos cerca de la bañera, ducha e inodoro, y usar una alfombrilla de goma en la ducha".
La osteoporosis es una enfermedad crónica y progresiva que provoca una disminución de la masa ósea y hace el hueso más poroso. Así, este se vuelve más frágil y por lo tanto se rompe con mayor facilidad. La patología aparece con más frecuencia tras la menopausia ya que los niveles de estrógenos disminuyen.
"Cada año se producen en España más de 500.000 fracturas causadas por osteoporosis" y las más frecuentes se producen en vértebras, cadera o muñeca. El riesgo de sufrirlas se incrementa con la edad, lo que supone un gran impacto en la calidad de vida de las mujeres.
Las mujeres que siguen un tratamiento para la osteoporosis de forma continuada "reducen su riesgo de fractura un 25 por ciento más que las que no lo hacen".