Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Barbie, más real que nunca

Cansada de ese exigente 90-60-90, Barbie se da una vuelta por las calles y rompe con 56 años de estereotipos. De lado queda esa sedosa melena, sus ojos azules cristalinos se tiñen de otras tonalidades y las líneas rectas toman forma. La muñeca más famosa del mundo se convierte en una mujer saludable que no necesita estar a dieta para ser perfecta. “Es aburrido tenerlas todas rubias y perfectas, así son más normales”, dicen las más pequeñas.