Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Caixaforum Zaragoza acoge 'Momias egipcias', un recorrido por la muerte y la vida eterna

Se exhiben, entre otras piezas, un cuaderno de notas de Champollion y un papiro con la explicación completa de los ritos funerarios
Caixaforum Zaragoza acoge, desde el 8 de octubre hasta el 15 de febrero de 2015, la exposición 'Momias egipcias. El secreto de la vida eterna', una lectura sobre los rituales funerarios en el antiguo Egipto que presenta la Obra Social de la Caixa y cuyo comisario es el director del Museo Egipcio de Turín, Christian Greco. La exposión ha sido ideada por el Musée de la Civilisation del Quebec (Canadá).
La muestra permite al espectador contemplar momias, enseres funerarios, papiros y tablas explicativas y algunas piezas únicas, como uno de los libros de notas del padre de la egiptología, Jean-François Champollion, con interpretaciones --ya superadas por los estudiosos actuales-- de la escritura jeroglífica.
Hay piezas conocidas por los arqueólogos desde 1829 y otras más modernas, procedentes de excavaciones realizadas en 1975, cuando se descubrió la tumba de Horomap, excavada por completo a partir de 2007. La momia y el ataúd de Anjhor proceden del templo de Tebas y el equipo investigador ha permitido determinar cómo fue su vida y cómo fue enterrado.
Las obras provienen del Rijksmuseum van Oudheden de Leiden (Holanda), donde trabajó Greco durante cinco años, y están datadas hace unos 4.000 años, muchas de ellas en el enclave de Saqqara, a 30 kilómetros de El Cairo.
La muestra, con más de 260 piezas, se estructura en torno a varios ámbitos, 'Morir para renacer', 'La momificación', 'La casa de la eternidad', 'La capilla de las ofrendas', 'La historia de la egiptología', 'Testimonios del pasado' y 'Anjhor, sacerdote de Montu, el señor de Tebas'.
A la presentación han asistido, entre otros, el director de Caixaforum Zaragoza, Ricardo Alfós, y el director territorial de Caixabanc en Aragón y La Rioja, Raúl Marqueta.
"PASAJE MISTERIOSO"
Greco ha expuesto este martes, en el transcurso de una rueda de prensa, que "la muerte siempre ha sido un pasaje misterioso" y que la búsqueda de una explicación a lo largo de la historia "ha dado lugar a distintas creencias en todo el mundo", de tal forma que cada cultura y cada época afrontan la muerte desde una perspectiva distinta.
Precisamente, ha apuntado, la exposición de Caixaforum Zaragoza ofrece una lectura sobre "cómo en el antiguo Egipto se enterraba a los muertos y cómo era la vida".
Ha hecho hincapié en que las momias no sólo formaban parte de los ritos funerarios, siendo distintas según la capacidad económica de los finados, sino que "nos revelan" la forma de vida de los egipcios de la época.
Ha añadido que las personas con menos recursos no eran momificadas como las de un mayor estatus social y, de hecho, se han localizado "cuerpos simplemente vendados", de egipcios que "no podían pagarse un embalsamamiento" más elaborado, por lo que la preservación ha sido "mínima".
Ha llamado la atención sobre la influencia del clima en la conservación de los restos arqueológicos, ya que en los últimos 15 años ha llovido mucho en Egipto, la capa freática ha subido y las condiciones de conservación son peores, ya que aparece el moho y otros organismos "que no solían aparecer". Las momias exigen cuidados importantes, por ejemplo una temperatura constante de 18 grados y una humedad muy alta.
Los antiguos egipcios no estaban obsesionados con la muerte, sino 'más bien con la vida" y con estos ritos "intentaban siempre preservar la vida a través de toda la eternidad", ha dicho Greco. Así, en la muestra se puede conocer la ceremonia de la "apertura de la boca", mediante la cual el sacerdote facilitaba lo que, en sus creencias, devolvía los sentidos al fallecido, quien podía hablar y comer en la otra vida. También se muestra un conjunto escultórico hallado en una capilla junto a un enterramiento.
Sobre el cuaderno de notas de Champollion, el comisario ha comentado que lo escribió cuando era adolescente e intentaba descifrar jeroglíficos, equivocándose "en muchas cosas". El padre de la egiptología pensaba que cada imagen equivalía a una palabra, lo que posteriormente se ha considerado erróneo.
Otra de las piezas que se pueden contemplar es una estatua del sacerdote Pthames, que se exhibe en Leiden desde 1929 y que fue hallada en una tumba que se ha excavado en 2010, colaborando los Museos de Turín y El Cairo. Greco ha pronosticado que el público "va a sentirse fascinado".
En la exposición de Caixaforum Zaragoza se muestran litografías y papiros, en uno de los cuáles se representa toda la ceremonia de los funerales, observándose fenómenos como la participación de plañideras. Hay sarcófagos de las dinastías XXI, XXV y XXVI, con ornamentaciones "maravillosas" que describen los rituales de enterramiento.
PIONEROS
La exposición refleja el momento actual de la egiptología, ya que, como ha explicado Christian Greco, en la actualidad no se desenvuelven las momias para no dañarlas, sino que se aplican técnicas como la tomografía mediante TC, que posibilita incluso leer las inscripciones de los finados sin manipularlas, lo que asegura su conservación.
Christian Grego ha comentado que en el Museo del Louvre (París), se descubrió que las momias "se destrozan si se desenvuelven" y que en su etapa del Museo de Leiden se empezaron a aplicar las nuevas técnican que permiten estudiarlas sin hacer "algo tan agresivo" como desenvolverlas.
El comisario ha destacado que el Museo de Leiden "ha sido totalmente pionero" y que, en general, la egiptología ha experimentado una "tremenda" evolución en los últimos años.
Con las nuevas técnicas se conoce mejor el proceso de momificación, por ejemplo que no siempre sacaba todas las vísceras excepto el corazón, sino que en ocasiones les aplicaban una solución acuosa para después recolocarlas en su lugar o depositarlas junto al resto del cadáver, en el sarcófago.
Actualmente se puede saber, mediante la realización de lastroscopias, qué comieron los fallecidos antes de morir o determinar el momento de la muerte y de la momificación. Ahora se trabaja con mayor precisión, ya que los arqueólogos han encontrado momias que no correspondían al sarcófago en los que se enviaban a Europa.
ACTIVIDADES PARALELAS
Además de la exposición, los visitantes pueden asistir a un ciclo de conferencias, 'Desenvolviendo momias egipcias. Una aproximación desde distintas perspectivas', que comienza este martes a las 19.00 horas con una ponencia del comisario de la exposición sobre el tema 'El sarcófago de Anjhor, casa de la eternidad'.
El 28 de octubre, el profesor de la Universidad de Barcelona Carles Buenacasa disertará sobre 'El Egipto de Kheops, Kefrén y Micerinos: la época de los grandes constructores de pirámides', a la que seguirá, el 4 de noviembre, una conferencia del catedrático de la Universidad París IV Pascal Vernus sobre 'La momificación y sus justificaciones mitológicas en el Egipto faraónico'.
El 11 de noviembre el egiptólogo de la Universidad Autónoma de Barcelona Josep Cervelló disertará sobre 'El libro de los muertos, un manual para conseguir la vida en el más allá egipcio', y el día 18 el investigador del CSIC José M. Galán Allué presentará el tema 'El proyecto Djehuty y los secretos de la necrópolis tebana'.
El 25 de noviembre el profesor de Medicina de la Universidad de Barcelona Rafael de España Renedo presentará la ponencia 'La momia en la cultura popular moderna, protagonista de nuestras pesadillas', el 2 de diciembre el conservador del Museo Egipcio de Barcelona Luis Gonzálvez Ortega hablará sobre 'Estudiar las momias hoy: musealización y técnicas de análisis forense'.
Asimismo, se impartirá un seminario, coordinado por Carles Buenacasa, sobre 'La religión de los antiguos egipcios. Toda una vida pensando en el más allá', que comenzará el 20 de enero.