Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Carmen Posadas recrea para niños la historia de amor de Machado con Leonor

Carmen Posadas ha querido recrear la atípica historia de amor vivida entre Machado y Leonor en "Antonio Machado y la mirada de Leonor" (Anaya), al considerar que quizá ésta sea la parte más desconocida de la vida del poeta universal, de cuyo fallecimiento se cumplen ahora 70 años.
En una entrevista con EFE, la escritora ha recordado que aunque en su obra abundan los cuentos para niños, nunca había hecho nada con el carácter pedagógico de esta obra.
No obstante, en su opinión "Antonio Machado y la mirada de Leonor", versión para niños de 8 a 12 años, y "Mi primer libro sobre Machado", adaptado a partir de 5 años, son libros con un notable componente de ficción, al estilo de los cuentos.
Con los mismos, según la escritora hispano-uruguaya residente en España, se pretende aportar un mayor conocimiento a los niños sobre la figura de un poeta de la talla de Machado de una forma didáctica, amena "y sobre todo divertida".
El lenguaje cercano de la obra, tan distinto del utilizado en los libros de texto, trata de captar el interés de los pequeños por la poesía de Machado con la ayuda de las llamativas ilustraciones de Ximena Maier, con quien Posadas ya había trabajado en alguna ocasión anterior.
Para la escritora, las alegres ilustraciones de Maier ponen "el contrapunto" a la historia "un poco triste" que recrea la vida de Machado y su joven esposa y musa, Leonor, en un libro en el que se presenta la obra del poeta a través del recuerdo de algunos de sus versos más conocidos.
Durante el estudio que realizó Carmen Posadas de la obra de Machado, admite que le sorprendió mucho la vida "políticamente incorrecta" que tuvo el poeta para la época que le tocó vivir (1875-1939), al casarse con una niña de 14 años cuando él contaba con 34, algo entonces no muy bien visto.
"Sabía que se había casado con una chica muy joven, pero no hasta ese punto", afirmó la escritora, quien subrayó que ese hecho "hoy día es bastante difícil de comprender".
Asegura que la editorial le dio total libertad a la hora de elegir la parte de la vida y obra de Machado que quería destacar, y se decidió por su relación con Leonor y la influencia que ésta tuvo en su poesía tras echar una ojeada a otros títulos de la colección sobre Juan Ramón Jiménez, Goya o Albéniz y comprobar "que eran recreaciones de parte de sus vidas".
"Una vez que había leído la biografía de Machado, me pareció que la parte de su vida que más posibilidades tenía para niños de esta edad era su historia de amor con Leonor", subraya.
Dentro de esa historia de amor, la autora quiso destacar cómo alguien, "aunque sea menor y más inculto que tú, también te puede enseñar cosas", como asegura que hizo Leonor con Machado.
Así, según Posadas, "al mismo tiempo que Machado le enseña a Leonor el mundo de los adultos y la introduce en el teatro y la poesía, ella le muestra la belleza de las pequeñas cosas; le enseña a ver la vida con otros ojos, con la mirada de Leonor", lo que la inspiró para el título del libro.
La autora confiesa su "predilección" por Machado, "porque a través de él me introduje en el mundo de la poesía; bueno, como tantas personas de mi generación, a través del disco de Juan Manuel Serrat", y asegura que si tuviera que elegir un autor para otro título de la colección elegiría a alguna mujer,"para cambiar un poco", como por ejemplo a Rosalía de Castro.