Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Corinna, su amistad con el Rey y su 'encontronazo' con la Reina: "Nos hemos cruzado alguna vez por accidente"

Hacía tiempo que no sabíamos nada de Corinna. La consultora alemana desaparecía y volvía a la sombra del anonimato en el que se se había desenvuelto hasta que su nombre saltara a la luz desde la famosa cacería de Botsuana.
En aquel momento cualquier tipo de información sobre ella era de lo más buscada. Su elegante portada en la revista Hola más algunas declaraciones de la gente de su entorno queriendo contar lo gran estratega que es en su trabajo.
La alemana quiso desaparecer, hizo el equipaje y junto a su hijo de 10 años abandonó Madrid, y parecía haberlo conseguido. Muchos son los que comentaron que ella seguía cerca pero ella asegura que la última vez que estuvo en España fue en diciembre pasado y que no tiene pensado volver porque "no sería muy apropiado o muy inteligente".
Meses después, Lady Corinna regresa con unas declaraciones a la edición estadounidense de Vanity Fair en un amplio y extenso reportaje sobre Don Juan Carlos titulado 'el Rey en su laberinto' según la propia traducción española de la misma revista.
Tras esta vorágine que se organizó a su alrededor, ella ha asegurado en este reportaje que conmemora el centenario de la revista: "Yo estoy bien" aunque "intentando salir de la tormenta" y se ofreció a ser entrevistada cuando se enteró de que un periodista estadounidense estaba elaborando dicho reportaje.
CADA UNO DURMIÓ EN SU TIENDA: "NO HUBO NINGÚN ROLLO"
Corinna ha querido zanjar el morbo y la polémica contándole a Bob Colacello, autor de este reportaje, de la cacería de Botsuana: "Yo dormí en mi tienda de campaña con mi hijo", precisaba. "Mi exesposo durmió en su tienda, y el Rey en la suya. No hubo ningún rollo". Y es
-como ya os contamos en CHANCE- en la expedición también iba su hijo (fruto de su segundo matrimonio con Casimir zu Sayn-Wittgenstein) y el que fuera su primer marido Philip Adkins.
La princesa alemana Corinna Sayn-Wittgenstein asegura que el Rey don Juan Carlos y ella son "buenos amigos" y que su mediación en España se debe a su aprecio al Rey y al Príncipe Felipe. Define al monarca como "un anciano caballero que lucha por su salud y creo que necesita toda la ayuda que pueda conseguir".
Sobre su amistad con el Rey deja claro que: "Algunas personas no entienden que hay cosas que ocurren y luego acaban en un momento dado. Pero la amistad no acaba". Aunque "la gente está esperando que algo grande suceda, de una manera u otra. Pero nada va a suceder, sólo que él no puede ir de caza y yo no voy a ir a España. Nos mantenemos en contacto. Él llama a mis hijos una vez por semana para ver cómo les va. Se comporta como usted y yo nos comportaríamos con un amigo", añade.
En lo que se refiere a sus gestiones en asuntos oficiales, la princesa Corinna aclara que "nunca" hizo "negocios para el Rey" ni recaudó "dinero en su nombre". Es más, indica que: "Cuando las empresas españolas buscan un contrato grande en el Medio Oriente, en Europa del Este, o en Latinoamérica, los políticos y los empresarios recurren al Rey, y él es el que hace las llamadas". Y lo ve como algo que no es nuevo: "Durante los últimos treinta o cuarenta años, los negocios en España se han hecho de una manera un poco especial...".
Corinna no ha tenido problema en admitir que cobró por su asesoría como "gestora" durante dos años del fondo hispano-saudí sobre infraestructuras que se presentó en el 2007. Así pues, asegura que ella no tuvo "nada que ver" en la adjudicación para la construcción y explotación del AVE entre La Meca y Medina.
SE HA CRUZADO CON LA REINA ALGUNA VEZ POR ACCIDENTE
Por último, la revista quiere saber si la princesa alemana coincidió en alguna ocasión con la Reina doña Sofía: "Nos hemos cruzado alguna vez por accidente".
UNA EMPRESARIA BRILLANTE
Todo el que la conoce no tiene duda en definirla como alguien brillante, como Pepe Fanjul, amigo del Rey: "Tenemos amigos en común, y coincidíamos en el mundo de la caza. He ido de caza con ella en distintas partes del mundo. Es una empresaria trabajadora, brillante. Al Rey le parece una injusticia que sus negocios se perjudiquen, porque no ha sido más que una testigo inocente. La considera una amiga cercana y leal, que siempre se ha mostrado muy respetuosa con la Familia Real".