Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Emotivo último adiós a Peret, el padre de la rumba catalana

"El muerto vivo" y "Porque yo me iré" son los temas que Peret pidió sonaran en su muerte. Con estos dos títulos, da por sentado que él nunca se irá y que su voz permanecerá siempre aunque la rumba se queda huérfana como aseguraba su amigo y representante durante 28 años, Toni García.
EMOTIVO ÚLTIMO ADIÓS A PERET, EL PADRE DE LA RUMBA CATALANA
El "Rey de la rumba catalana" se ha ido con todos los honores. Tanto las autoridades como el pueblo le han rendido un sentido homenaje donde hasta los Agentes de la Guardia Urbana se vistieron de gala.
Sus restos mortales fueron velados a lo largo de todo el pasado jueves en el Ayuntamiento de Barcelona donde quedó instalada la capilla ardiente antes de ser enterrado junto a su vuelo en Mataró.
La capilla ardiente con los restos mortales de Peret ha estado abierta desde las 11.00 horas en el Ayuntamiento de Barcelona para que los ciudadanos pudieran despedirse de uno de los padres de la rumba catalana, fallecido a los 79 años.
ARTUR MAS: "INTERPRETÓ EL SENTIMIENTO DE MUCHOS CATALANES"
El presidente de la Generalitat, Artur Mas se acercó hasta el Salón del Cent, también ha rendido un especial tributo a Peret. Tras dar el pésame a la familia del cantante ha declarado que "interpretó el sentimiento de muchos catalanes" en "este último adiós" y ha agradecido "su compromiso con el país en los momentos clave, en los que siempre ha estado".
"Su compromiso con Catalunya ha sido siempre de primerísimo nivel, tuvimos una prueba en el concierto por la Libertad y también en los Juegos Olímpicos pero sobre todo muchas pruebas en el día a día en que puso el compromiso con Catalunya siempre en primera línea", continuaba el catalán.
Mas ha potenciado la "contribución muy valiosa de Peret a la cultura catalana y su proyección exterior con la rumba catalana" y el hecho de "ser como era, una persona que se hacía querer".
Durante toda la jornada en la capilla ardiente se encontraba la familia de Peret, entre ellos su hija Rosita, su esposa Santa, su tía abuela María, o sus nietos Soraya y Dani.
Precisamente su nieto Daniel Salvat Pubill explicaba cómo quería que su abuelo fuera recordado "lo llevamos con mucha alegría por el cariño que le tiene la gente porque él quiso que fuera así". Asimismo recordó la cercanía y sentido del humor de su abuelo "él siempre ha tenido un trato con el público".
También explicó cómo era trabajar al lado del padre de la rumba catalana "era una experiencia muy bonita, era una persona muy perfeccionista, era una persona que hasta el final supo cómo quería las cosas".
Peret deja un último legado que es su primer disco enteramente en catalán, con un título aún sin definir, y con diez canciones que, según Toni García, "están en manos de su productor y su nieto Dani y nos pondremos a ver qué sorpresas traen" ya que entre ellas hay "temas muy significativos de Catalunya".