Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gabriel García Márquez, su ausencia nos deja más de cien años de soledad.

Nos dice adiós Gabriel garcía Márquez, el escritor que nos enseñó a ver un mundo real con el doble fondo de la magia. El Premio Nobel de Literatura 1982, Gabo, como lo llaman popularmente, falleció el pasado Jueves Santo en su vivienda del sur de México DF, donde vivía desde hacía unos años, después de pasar las últimas semanas aquejado de una pulmonía, a los 87 años.
El 31 de Marzo, el escritor fue ingresado en el Instituto Nacional de Ciencias Médicas Salvador Zubirán "por un cuadro de deshidratación y un proceso infeccioso pulmonar y de vías urinarias". Estuvo una semana hospitalizado, pero su buena evolución le permitió volver a casa. Ayer, su médico personal Jorge Oseguera, había anunciado, tras visitarle en su casa, que García Márquez estaba "en un estado delicado propio de su edad, de sus patologías de base y de los problemas que ha sufrido últimamente".
Hace 15 años, García Márquez padeció un cáncer linfático que pudo superar en tres meses, según declaró el escritor al diario colombiano "El Tiempo". Gabo nació en Colombia pero vive en México desde hace varios años. Sus obras ofrecen un gran legado cultural a la literatura de América Latina, sus escritos le han convertido en el máximo exponente del realismo mágico. Su obra por excelencia es Cien Años de Soledad, con la que quedó retratada esta corriente literaria. El otoño del patriarca, El amor en los tiempos del cólera, Crónica de una muerte anunciada, Relato de un naufrago y El coronel no tiene quien le escriba, son otras de las obras más destacadas de este escritor que se adentró como pocos en la realidad.
La mirada innovadora de un mundo real empapelado con aires mágicos, ha dado como fruto una obra literaria célebre y que se mantendrá para siempre en el recuerdo. Cada uno de sus libros, cargados de espejismos y fantasía retratan el mundo cotidiano y, sobretodo, indagando en la esencia y carácter de América Latina.
Su muerte deja un gran vacío en la literatura mundial y en los corazones de muchos fieles lectores. Las redes se han inundado de mensajes de apoyo a la familia del colombiano y de frases de despedida. La periodista mexicana Fernanda Familiar anunció la muerte del escritor, con el consentimiento de su familia, a través de Twitter. Mario Vargas Llosa, quien también recibió el premio Nobel de Literatura en 2010, ha aprovechado para enviar sus condolencias a la familia de García Márquez, según ha informado la agencia de noticias peruana ANDES. El peruano ha destacado el "prestigio" que dio a la literatura en español.
Numerosos políticos españoles, instituciones, periodistas y miles de ciudadanos también han mostrado en las redes sociales su tristeza tras conocer el fallecimiento de Gabriel García Márquez. El periodismo también está de luto, Gabo también como periodista para el diario colombiano El Espectador durante 40 años como corresponsal en Suiza, Francia, Italia, Checoslovaquia, Polonia, Rusia y Ucrania. Así, la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) publicaba el siguiente mensaje tras conocer el fallecimiento: "Muere Gabriel García Márquez. Gracias, maestro".
Gabriel García Márques se fue con su último suspiro en el 144 de la calle Fuego, pero nos queda su gran obra, su esencia seguirá viviendo en cada página escrita de sus libros. Su forma de narrar, de adentrarse en la realidad, de convertir la fantasía en verosímil siempre quedara en nuestro recuerdo. La familia del escritor ha anunciado El cuerpo del escritor colombiano Gabriel García Márquez será incinerado en un acto privado según ha anunciado La Vanguardia.