Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jordi Cruz: "El ser humano ya no puede flipar más"

Ayer el pregón del Orgullo Gay 2016 de Madrid estuvo marcado por la ausencia de rostros famosos y conocidos que ponen voz al colectivo como cada año.
En esta ocasión le tocaba al jurado de Masterchef, pero tras el rechazo por parte del colectivo, que no estaban nada contentos con la elección de los pregoneros, finalmente se ha cancelado su participación.
Jordi Cruz, chef y miembro del jurado ya nos comentó que no acudiría "por no generar controversia", pero lo cierto es que el cocinero no termina de entender la polémica y parece que no le ha sentado muy bien que le hayan rechazado, según aseguraban miembros de los colectivos, porque todo se debía a un interés económico.
Para echar más leña al fuego el pregón ha coincidido con el final de MasterChef y hemos aprovechado la ocasión para hablar con Jordi tanto del programa como de la última polémica, de la cual asegura tener muchas opiniones pero prefiere no darlas. ¿Ofendido?
CHANCE: ¿Cómo valoras la cuarta temporada de Masterchef?
Jordi Cruz: Pues creo que es la más equilibrada por el nivel, otros años hemos tenido a un Carlos, a una Sali que han dado un nivel fuerte y nos acordamos siempre del mejor, en este caso tenemos muy buenos aspirantes, hay que ver como maduran siempre, en el casting fueron buenos y Masterchef es muy duro, la gente trivializa mucho, el reloj y el jurado son muy complicados. Este año han ido más equilibrados, ahora gano y ahora pierdo y al final han quedado muy equilibrados y ganar o perder es muy fácil.
"HAY UN PUNTO EN EL QUE EL SER HUMANO YA NO PUEDE FLIPAR MÁS, TENGO LA SUERTE DE TENER COMO OFICIO MI HOBBIE"
CH: ¿Cómo te ha cambiado la vida en estos cuatro años?
J.C: Yo es que creo que hay un punto en el que el ser humano ya no puede flipar más. Tengo la suerte de tener como oficio mi hobbies y eso me hace muy feliz, encima he triunfado en mi oficio y eso me hace muy feliz. Lo de la tele, hablar de cocina, promocionar la cocina, los amigos y familia de Masterchef eso no tiene precio y llega un punto que te saturas de pasártelo bien.
CH: ¿A un chef se le puede conquistar cocinando?
J.C: Mira una buena lechuga larguita, sabrosa, fría, crujiente, con un buen aceite y sin vinagre que le quita el sabor y el punto de sal me hace flipar.
CH: ¿Cómo va el rodaje de Masterchef Famosos?
J.C: Todos, la verdad es que sí, cocinan más de lo que parecen y aceptan las críticas más de lo que parecen. El primer día no, estaban ahí, ahí y se pusieron en vereda rápido porque el jurado Masterchef le habla a todo el mundo por igual.
CH: Loles León es cañera.
J.C: Bueno todos, creo que saben lo que es Masterchef y respetan nuestro oficio que s lo que se agradece y nosotros intentamos agradecérselo siendo nosotros mismo.
"ALGUNA VEZ LE HABRÉ PUESTO OJOS A NATALIA PORQUE ES UNA MUJER ESPECTACULAR"
CH: En relación con la edición de anónimos que diferencias ves.
J.C: Ninguna. Sí es cierto que las Celebrities están más acostumbrados al medio y los niños es parecido, no están acostumbrados pero les da igual. Los mayores tienen cositas que se lo ponen más difícil.
CH: ¿Has lanzado ya alguna tentativa para fichar algún concursante para tu restaurante?
J.C: Tengo tres ex Masterchef en mi casa trabajando.
CH: ¿De esta edición?
J.C: De esta edición tengo a Pablo, Natalia estuvo unos días que lo hizo muy bien y de esta edición creo que ninguno. Van a venir dos más, tengo a Cristóbal de hace dos ediciones que trabaja como un canalla.
CH: ¿Cómo llevaste que dijeran que le ponías ojitos a Natalia?
J.C: Alguna vez se los pondría, porque es una mujer espectacular pero no pasa nada. No hay más.
CH: ¿Tu chica está celosa de eso?
J.C: Buenos sería lo lógico. Pero se entiende que en televisión es lo que es.
"NO ÍBAMOS A HACER PROMOCIÓN NI NADA, ÍBAMOS ORGULLOSOS A SUMARNOS A UNA FIESTA"
CH: El tema del pregón del Orgullo que está aquí cerquita, ¿Cómo os sentís?
J.C: Mira te podría decir mil opiniones personales que no te las voy a dar porque creo que no hace falta, tampoco creo que esta decisión represente a todo un colectivo que seguro que es maravilloso. Nosotros nos íbamos a sumar a una fiesta, lo íbamos a hacer con mucho orgullo, justamente y se pensaba que generaría algún tipo de controversia, yo no lo creo porque creo que representábamos algo más que la normalización. La palabra me horroriza pero cuando unos heteros van a sumarse a una fiesta con todo el cariño, el respeto y la alegría, eso es lo importante. No hay que decir nada más. No íbamos a hacer promoción ni nada, íbamos orgullosos a sumarnos a una fiesta, a partir de ahí que cada uno día lo que le dé la gana, que a mí me da igual.