Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

José Ortega Cano y Amador Mohedano recuerdan a Rocío Jurado, quizás preguntándose si todo habría cambiado de estar viva

A pesar de que todas las miradas estaban en Rosa Benito y Amador Mohedano durante el funeral del tío Antonio, José Ortega Cano y Amador han vivido un momento muy íntimo entre los dos.
Y es que no han sido pocos los que han aprovechado el entierro del tío Antonio para ir a visitar la tumba de Rocío Jurado en el cementerio de Chipiona. De entre todas las visitas, destacan dos, la de José Ortega Cano y Amador Mohedano.
Aunque ya haya rehecho su vida con una nueva mujer, José Ortega Cano siempre tendrá un hueco muy especial en su corazón para Rocío Jurado, con la que vivió momentos inolvidables. Además de ser padre de dos hijos que la pareja pudo adoptar, José Fernando y Gloria Camila.
El maestro quiso escaparse unos momentos a la tumba de 'la más grande' para tener un momento de meditación y pensar en los momentos muy duros que ha pasado el torero. Seguramente pensando en el fantástico apoyo que hubiese sido Rocío Jurado para estos difíciles momentos.
Una vez que José Ortega Cano estaba enfrente de la tumba de la que fuese su mujer, ha llegado Amador Mohedano. Todo apuntaba a que iba a vivirse un momento muy tenso entre ambos, sin embargo, ha ocurrido todo lo contrario. Ambos se fundieron en un abrazo y se dieron un par de besos, seguramente el torero le estaba dando el pésame a Amador por la muerte de su tío Antonio.
Ahí, los dos compartieron durante un buen rato confidencias, quizás se pusieron al día, quizás compartieron la tensión que están viviendo el uno y el otro. Sobre todo Amador, cuya vida ha sufrido un giro de 360 grados durante estos últimos meses, viendo como su matrimonio con Rosa Benito está llegando a su fin.
Ambos se preguntaron seguramente que toda esta situación seria muy distinta si ella, 'la más grande' siguiese viva. Amador hizo un gesto muy tierno frente a la tumba donde descansan los restos mortales de su hermana. Amdor no ha dudado en coger una flor blanca de uno de los jarrones que estaban cerca de sepulcro y la tiro dirección a la tumba, después de darle un cálido beso.
Por otro lado, Gloria Camila, aunque no ha asistido al entierro del tío de su madre, no ha dudado en honrarla. La hija de Rocío Jurado y Ortega Cano no ha faltado a la semana cultural dedicada a la figura de su madre. Parece que Gloria Camila también la hecha de menos como su padre y su tío Amador.
Está claro que aunque nos ha abandonado de manera terrenal, el espíritu de Rocío Jurado pervivirá siempre en el corazón de aquellos que la apreciaron hasta el fin de sus días.