Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Vanesa Lorenzo y Carles Puyol en la playa con su hija Manuela

Vanesa Lorenzo y Carles Puyol, muy pendientes del primer baño de verano de su hija Manuela. Puyol, que hace escasamente dos meses decía adiós a su etapa como futbolista en el FC Barcelona, sigue disfrutando de sus vacaciones estivales en uno de sus destinos predilectos, la isla de Ibiza.
Puyol ha viajado a las pitiusas acompañado de su novia, la guapa modelo, y su hija Manuela, de seis meses de edad. Desde que llegaran a la isla, han aprovechado al máximo de cada maravilla de la isla. En esta ocasión tocaba relajarse y disfrutar en una jornada playera.
"Vanesa Lorenzo y yo estamos muy felices de anunciar que ayer nació Manuela, nuestra primera hija". Así anunciaba el futbolista, a través de las redes sociales, que acaba de ser padre de su primera hija y que enseguida hizo que muchos de sus compañeros del FC Barcelona lo felicitasen a través de Twitter dándole la bienvenida a la pequeña.
Precisamente en esas redes sociales Puyol anunciaba el pasado mes de septiembre su paternidad. "Estamos muy felices de comunicaros que esperamos ser padres a finales de enero", frase que acompañó de una foto junto a Vanesa.
El romance entre ambos salió a la luz hace casi ya dos años, poco después de que la modelo rompiese con el productor ejecutivo y socio fundador de Globomedia, Daniel Écija, quien a su vez estuvo casado con Belén Rueda. Ahora, cuando se cumple casi dos años del comienzo de su historia de amor, su relación está más fortalecida y consolidada con el nacimiento de su primer hijo en común.
EL FUTBOLISTA Y LA MODELO FELICES DURANTE UNA FAMILIAR JORNADA PLAYERA CON SU HIJA EN IBIZA
El futbolista y la modelo viven con ilusión estos primeros meses de vida de su pequeña Manuela, con la que van a todas partes. Quisieron que la pequeña disfrutara de su primera baño de la temporada. Vanesa, que ya luce espectacular y ha recuperado su figura, iba enfundada en un bikini azul celeste y su larga melena al viento.
Tan solo medio año después de dar a luz, ya luce espléndida. Caminó hasta la orilla con su niña en brazos. Toda una madraza, derrochó mimos y atenciones con la pequeña a la colmó de besos antes de adentrarse en el agua cristalina de la isla.
TRAS EL BAÑO, VANESA SE DIRIGIÓ CAMINANDO HACIA LA ZONA DE LAS HAMACAS DÓNDE ESPERABA PUYOL
Ya en el agua, Vanesa le quitó a su hija el gorro que llevaba para protegerla del sol. La modelo mojó a su niña cabeza con agua para que se refrescara. Madre e hija se lo pasaron en grande. Tras el baño, Vanesa se dirigió caminando hacia la zona de las hamacas dónde esperaba Puyol, se mostró muy interesado en unas gafas de sol que vendía un joven vendedor ambulante. El futbolista, siempre muy pendiente, y siguió muy atento el baño de su niña.
En todo momento vimos a los felices papás muy pendientes de su pequeña a la que colmaron de mimos y atenciones. Puyol jugó con ella en la hamaca ante la atenta mirada de Vanesa que disfrutaba orgullosa observando la tierna y divertida escena. También Manuela se lo pasó en grande con los juegos de su mamá.