Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mario Vargas Llosa e Isabel Preysler, protagonistas en La Real Academia Española

Se han convertido en inseparables por lo que Isabel Preysler ha pasado a ser la mejor acompañante posible para Mario Vargas Llosa en cualquiera de los actos públicos y culturales a los que acude. En esta ocasión la pareja asistió al ingreso de Félix de Azúa en la Real Academia Española y el novelista no dudó en elogiar el discurso de su compañero titulado 'Un neologismo y la Hache'.
MARIO VARGAS LLOSA E ISABEL PREYSLER, PROTAGONISTAS EN LA REAL ACADEMIA ESPAÑOLA
A la ceremonia que estuvo presidida por el ministro de Educación y Cultura en funciones, Íñigo Méndez de Vigo, también asistieron numerosos académicos de la RAE, también de otras Academias y como no podía ser de otra forma un gran número de escritores como fue el caso de Fernando Savater, Vicente Molina Foix, Andrés Trapiello, Jon Juaristi, Javier Gomá o Patricio Pron. Entre los invitados figuraban también la secretaria de Estado de Investigación, Carmen Vela; la directora de la Biblioteca Nacional, Ana Santos; el ex presidente del Senado Juan José Laborda; la ex ministra de Cultura Ángeles González Sinde y editores como Claudio López Lamadrid, Pilar Reyes o Pilar Cortés.
Mario Vargas Llosa y Azúa mantienen una gran amistad desde hace años por lo que el premio nobel no podía faltar a una cita tan importante para un antiguo compañero.
ISABEL DEMOSTRÓ QUE ES UNA MÁS EN EL CÍRCULO DE AMISTADES DE MARIO VARGAS LLOSA
Como viene siendo habitual, Isabel Preysler acompañó una vez más a su pareja a uno de los muchos actos culturales a los que Mario tiene que asistir y lo hizo con la mejor de sus sonrisas. La pareja derrochó complicidad demostrando que además de ser una pareja feliz también comparten numerosas aficiones e intereses. Isabel Preysler aprovechó para mostrar que se ha habituado a la perfección a tratar con el entorno profesional de su pareja donde se mueve como pez en el agua.
A la salida ambos permanecieron en todo momento de la mano como en la mayoría de las ocasiones en las que aparecen en público y aunque prefirieron subirse rápidamente en el coche que les estaba esperando, Mario no dudó en agradecer a la prensa su felicitación anticipada de cumpleaños. El premio Nobel cumple 80 años en los próximos días por lo que con una gran sonrisa reconoció que no le gusta cumplir: "Qué remedio" comentó entre risas.
Isabel no fue el único rostro conocido de la alta sociedad entre los invitados ya que también Elena Cue o Marisa Yordi acompañada de su marido Alfonso de Borbón estuvieron presentes en el acto.