Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un año de lujo para Beyoncé

Beyoncé se ha mezclado este año hasta con el folklore español. Fueron cientos de personas las que se aprendieron este baile, no sólo con el acompañamiento musical de la propia Beyonce, sino también con la canción 'Paco Paco Paco' de Encarnita Polo, que triunfó en la red gracias al montaje que un internauta colgó en YouTube.
También ha sido la ganadora de dos premiso BET a la Mejor Artista de R&B y al Mejor vídeo del año, de nuevo por 'Single Ladies'.
Esta canción, junto a 'Halo' o 'If I were a boy', pertenece al disco 'I Am... Sasha Fierce', el tercer álbum en solitario de Beyoncé (ex cantante de Destiny's Child) con el que ha ocupado el número uno de las listas de éxito en distintas ocasiones.
Pero no sólo de premios puede presumir. Beyoncé fue la elegida para poner voz al primer baile de Barack Obama y su esposa Michelle como los nuevos presidentes y primera dama de EEUU. Ambos bailaron su interpretación de 'At Last', canción de Etta James, durante una de las galas de celebración de la investidura cantada.
Su movimiento de caderas con 'Single Ladies' ha conquistado a la MTV, que también la concedió el pasado mes de septiembre tres premios en la gala de los MTV Video Music Awards: Mejor vídeo del año, Mejor edición y Mejor coreografía.
La voz del baile de Obama
Además, ha sido nombrada 'Mujer del Año' por la revista Billboard y se sitúa como la famosa de menos de 30 años mejor pagada del mundo, a gran distancia de su rival inmediato, el piloto finlandés Kimi Raikkonen, según la revista Forbes.
La 'diosa de ébano' también ha tenido su momento de gloria en la gran pantalla gracias a la película 'Obsesionada', un thriller psicológico que protagonizó junto a Idris Elba y Ali Larter.
Beyoncé también tiene la intención de triunfar en el mundo de los videojuegos desde que quedó "enamorada de la Wii Fit". La cantante quiere crear su propio juego de baile y compartir sus espectaculares movimientos de caderas con todo el mundo.