Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los sellos musicales independientes celebran las propuestas de Bruselas para "mejorar la justicia en plataformas online"

IMPALA, la asociación de sellos discográficos independientes, ha celebrado este jueves las propuestas presentadas por la Unión Europea en torno al comercio electrónico, entre las que esta entidad ha destacado sus "planes para mejorar la justicia respecto a las plataformas online", tal y como ha señalado en un comunicado.
La asociación ha indicado que la medida con la que la UE establece sus próximos pasos hacia un mercado único digital es "un paso clave en la dirección correcta para que Europa tome la iniciativa para asegurar la equidad y la competencia".
En este sentido, IMPALA ha celebrado el compromiso de la UE de introducir un conjunto de medidas que la presidenta ejecutiva de IMPALA, Helen Smith, describe como "un ecosistema en línea inclusivo y competitivo, donde todos los actores operan en igualdad de condiciones".
Asimismo, IMPALA ha destacado el deseo de la UE para asegurar que todos los servicios de distribución cumplan las mismas reglas y que el valor generado por la distribución "on line" de obras protegidas sea "bien distribuido".
La Comisión Europea ha propuesto también nuevas normas para impedir el bloqueo geográfico que imponen muchas empresas a los europeos que hacen sus compras a través de Internet y que impide que accedan a ofertas válidas en otros Estados miembros, si bien ha dejado fuera de esta propuesta sectores clave del comercio 'on line' como los ebooks, la música o los videojuegos.
"La extensión de la regulación geo-bloqueo a los servicios relacionados con el derecho de autor permitiría crear un obstáculo para la actividad transfronteriza y ser un duro golpe a la diversidad cultural", ha señalado Smith, quien considera que esto tendría el efecto contrario al deseado por la Comisión.