Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lo nuevo de Robert Pattinson, mucho esfuerzo y poco éxito

Robert Pattinson afirma que el rodaje de su última película, 'Remember Me', ha sido el más duro de su carrera, debido al constante acoso de los fans y los fotógrafos. Sin embargo, ese esfuerzo no ha sido recompensado en la taquilla norteamericana que, fascinada con la Alicia de Tim Burton, ha dejado en film de Pattinson y Emilie De Ravin en cuarto lugar, con una recaudación bastante discreta para lo que esperaban sus productores.
Después de protagonizar durante meses una intensa campaña de promoción de la que se vendía como una de las películas románticas del año, a 'Remember Me', de Robert Pattinson, se le podría aplicar eso de 'mucho ruido y pocas nueces'. Al menos, en lo que a la taquilla se refiere.
A pesar de que los productores de la película eran conscientes de que no tendría el tirón de 'Crepúsculo', pensaban que tener a Robert Pattinson en el cartel atraería a gran parte de los fans de la saga. Sin embargo, ni el poder del vampiro más famoso del momento ha podido con el del tándem formado por Tim Burton y Johnny Depp en la nueva adaptación de 'Alicia en el país de las maravillas'.
La esperada película de Pattinson ha tenido un debut más flojo de lo esperado, quedado en cuarto lugar en taquilla en EEUU el pasado fin de semana. Los 8,3 millones de dólares recaudados por la película del protagonista de 'Crepúsculo' y Emilie De Ravin, distan de los 68 millones recaudados el mismo fin de semana por la Alicia de Burton, que ya suma 208 millones de dólares tras diez días en las pantallas americanas.
Parece que el esfuerzo realizado por Pattinson en este rodaje no ha sido recompensado. Acostumbrado al éxito, el actor ha hablado recientemente de los duro que es llevar el peso de la fama, con el acoso de los fans y los periodistas.
Al parecer, durante la grabación de 'Remember Me' en Nueva York, el pasado verano, vivió el rodaje más duro de su carrera. Se sentía constantemente perseguido por los fans y los fotógrafos, que le seguían día y noche. El actor llegó incluso a querer enfrentarse a alguno de los paparazzis, pero sus escoltas se lo impidieron. Sin embargo, también reconoce que ese es el precio de la fama.
Pattinson ya se puede ir preparando para enfrentarse al calor de sus fans el próximo mes de junio, cuando se estrenará 'Eclipse', la tercera entrega de la saga 'Crepúsculo'. Además, prepara 'Bel Ami', junto a Uma Thurman.