Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un posible vídeo del accidente de Schumacher verá la luz

El estado de salud del piloto de Fórmula 1, Michael Schumacher, sigue siendo el mismo. No ha habido una gran mejoría de la que los médicos hayan hecho alarde. Mientras tanto, fuera del hospital, aún se está esclareciendo de qué manera sucedió el grave accidente de esquí que sufriera el pasado domingo 29 de diciembre del ya finalizado 2013.
Algunos turistas que se encontraban en la estación de esquí de Meribel (Francia), lugar donde ocurrió el accidente, pudieron grabar con su móvil los momentos del rescate, como ya publicasen varios diarios dicho clip. Sin embargo, otro turista alemán, que se encontraba de vacaciones en la misma estación de esquí, habría grabado el accidente en sí.
La grabación está en posesión del diario alemán Der Spiegel, la cual todavía no ha hecho pública. El testigo es un hombre de 35 años residente en Essen (Alemania) y el responsable del vídeo, estaba grabando dicho domingo 29 de diciembre del año pasado, a su pareja, cuando por casualidad captó el momento del accidente de Michael Schumacher.
Este testigo afirma que Michael Schumacher "iba despacio, a no más de 20 kilómetros por hora". Información que ha revelado el propio diario alemán Der Spiegel, y de la que también se sabe que este hombre, estaría dispuesto ayudar en la investigación para esclarecer todo lo ocurrido con el accidente del piloto de Fórmula 1.
Mientras tanto, Schumacher sigue en coma inducido desde que llegara a la Clínica Universitaria de Grenoble. Las causas del fatídico accidente no están esclarecidas, pero cualquier prueba videográfica ayuda a saber realmente lo que le ocurrió al káiser.
Pruebas como la de la propia cámara que llevaba Michael Schumacher en su casco y de la cual, la familia del piloto, ha puesto "voluntariamente" a disposición de los investigadores.
Unas causas de las que se pretende establecer, en caso de que las haya, responsabilidades, como la buena señalización de las pistas por parte de la estación de esquí.