Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ametic alerta del perjuicio que se produciría si se retrasan los incentivos a la I+D a febrero

La Asociación de Empresas de Electrónica, Tecnologías de la Información, Telecomunicaciones y Contenidos Digitales (Ametic) ha advertido del "grave perjuicio" que se produciría si se retrasa la entrada en vigor de los incentivos a la I+D incluidos en los Presupuestos de 2014, que se concretan en bonificaciones en la cotización a la Seguridad Social del personal investigador.
En una nota de prensa, Ametic señala que la Secretaría de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación del Ministerio de Economía y Competitividad maneja como fecha más cercana el próximo mes febrero como el momento de que vea la luz el Real Decreto que desarrollará el reglamento de estos incentivos.
Aunque se aplicaran con carácter retroactivo, el problema que se suscita es que si ese texto legal ve la luz con posterioridad al 31 de enero, algunas empresas que tienen que cerrar sus cuentas antes de la publicación del mencionado Real Decreto no se podrían aplicar las bonificaciones al ejercicio anterior, lo que perjudicaría de manera notable su resultado contable en 2013.
Según Ametic, esta situación ha creado un malestar importante en muchas de las empresas asociadas, ya que no podrán aplicar las bonificaciones en el cierre del ejercicio, ni siquiera provisionarlas, si no hay un documento formal que lo avale antes del 31 de enero.
Así, Ametic insta al Gobierno a considerar el plazo para la publicación del Real Decreto para evitar el "despropósito" de que el marco legal regulatorio sea una realidad cuando las señaladas bonificaciones ya no pudieran tener efecto sobre el ejercicio 2013 como se propone en el texto.
Además, recuerda que la 'Unión por la Innovación' es una de las cinco iniciativas emblemáticas de la estrategia Europa 2020 y que su objetivo es mejorar las condiciones y el acceso a la financiación para investigación e innovación, asegurando que las ideas innovadoras se puedan transformar en productos y servicios que creen crecimiento y empleo.
Este objetivo se materializa, cuantitativamente, en que la inversión en I+D (pública + privada) en 2020, alcance el 3 % del PIB de la UE, cifra que en España, según datos del INE, alcanzaba en 2012 los 13.392 millones, un 1,3 % del PIB, experimentando un descenso del 5,6% respecto al año anterior. Como muestra de su relevancia, el hipersector TIC representa el 30% de la inversión privada total en I+D en España.