Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Amp) La balanza por cuenta corriente registró un déficit de 6.400 millones hasta febrero, un 20,7% más

La balanza por cuenta corriente registró un déficit de 6.400 millones de euros en los dos primeros meses del año, frente al saldo negativo de 5.300 millones del mismo mes de 2013, un 20,7% más, según la balanza de pagos publicada este miércoles por el Banco de España.
Según el banco emisor, esta evolución reflejó principalmente el deterioro del saldo de la balanza de rentas y, en menor medida, del de transferencias, mientras que se produjo una reducción del déficit de la balanza comercial y un aumento del superávit de la balanza de servicios.
En concreto, el déficit de la balanza comercial se situó en los dos primeros meses en 3.100 millones de euros, un 13,8% menos que en el mismo periodo de 2013, debido al crecimiento interanual en un 5,6% de las exportaciones, superior al de las importaciones (3,9%).
En la balanza de servicios, el superávit acumulado en el año ascendió a 5.000 millones de euros, un 11,1% más que en 2013, como resultado de la ampliación tanto del superávit del turismo y viajes como de otros servicios.
De hecho, el superávit de turismo y viajes ascendió a 3.700 millones, frente a los 3.400 registrados un año antes, un 8,8% más, mientras que el de otros servicios subió un 40% y sumó 1.400 millones.
El déficit de la balanza de rentas, por su parte, aumentó hasta los 5.000 millones de euros en enero y febrero, un 66,6% más que en el mismo periodo de 2013, en tanto que el déficit de la balanza de transferencias corrientes aumentó un 6,25%, hasta 3.400 millones.
Por su lado, el saldo de la cuenta de capital, que recoge, entre otros conceptos, las transferencias de capital procedentes de la UE, contabilizó un superávit de 400 millones de euros, inferior a los 1.000 millones contabilizados un año antes.
NECESIDAD DE FINANCIACIÓN DE 6.000 MILLONES.
La economía española registró hasta febrero una necesidad de financiación de 6.000 millones de euros, frente a los 4.300 millones del mismo mes de 2013, un 39,5% más.
En los dos primeros meses de este año, las operaciones financieras de los distintos sectores residentes, excluido el Banco de España, medidas por el saldo de su cuenta financiera, originaron salidas netas de capital por valor de 13.100 millones de euros, frente a entradas netas de 45.600 millones en el mismo periodo del año anterior.
En consecuencia, los activos netos del Banco de España frente al exterior disminuyeron en 17.900 millones de euros, en contraste con el aumento de 39.500 millones registrado en los dos primeros meses de 2013.