Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) Colonial logra un nuevo crédito sindicado de 1.040 millones

Con el préstamo y la ampliación de capital cancelará su actual deuda de 2.086 millones
Colonial ha firmado un nuevo crédito sindicado por importe de 1.040 millones de euros y un plazo de vencimiento a 2018, con el que la inmobiliaria abonará gran parte del que tenía actualmente y que vencía este año.
En la nueva financiación de la inmobiliaria participan fondos soberanos, fondos de pensiones, compañías de seguros y bancos, según informó el consejero delegado de la empresa, Pere Viñolas.
Además, Colonial ha registrado un "exceso" de demanda de solicitudes para participar en el crédito, con lo que, según Viñolas, han tenido que elegir quien entraba en la nueva estructura de deuda.
La inmobiliaria de la que el Grupo Villar Mir es primer accionista anunció la firma de este préstamo en la junta extraordinaria de accionistas que aprobó elevar el importe de la ampliación de capital prevista en la empresa hasta los 1.266 millones, frente a los 1.000 iniciales.
Con el nuevo préstamo y los recursos que obtenga de la ampliación de capital, Colonial logrará cancelar toda la deuda bruta actual, que asciende a unos 2.100 millones, según explicó el presidente de la inmobiliaria, Juan José Brugera.
La ampliación de capital cuenta ya con compromisos "vinculantes" de suscripción de "inversores individuales" por importe de 572 millones de euros.
En concreto, el Grupo Villar Mir aportará 308 millones de euros, con lo que pasará a controlar el 24,4% del capital de la inmobiliaria como primer accionista. De su lado, el grupo Santo Domingo suscribirá 164 millones de la ampliación y Amura Capital, la sicav del banco andorrano MoraBanc, otros 100 millones.
En cuanto al nuevo crédito, el consejero delegado detalló que permitirá reducir el ratio que compara de endeudamiento con el valor de los activos ('loan to value') de Colonial por debajo de la tasa del 50%. "Más cerca del 40% que del 50%", concretó.
Brugera subrayó que además la suma del préstamo y la ampliación generará unos 100 millones de euros de liquidez disponible.
Tras esta doble operación, de ampliación y firma de financiación, Colonial presentará un pasivo consolidado total de 2.340 millones, importe que resulta de sumar a los 1.040 de Colonial la deuda de 1.300 millones de la filial francesa Société Foncière Lyonnaise (SFL).
En este sentido, la empresa recordó que ya no contabiliza la deuda de Asentia, la firma en la que segregó su negocio de promoción y vivienda, dado que el pasado mes de febrero la desconsolidó tras reducir su participación en la misma hasta el 18,99%.
AUMENTO DE CAPITAL EN MAYO.
En cuanto a esta empresa, Colonial podrá seguir controlando el 53% de su capital social, gracias al incremento del volumen de la ampliación de capital.
El presidente de Colonial calcula que la ampliación de capital se cerrará a principios del próximo mes de mayo, cuando también entrará en vigor el nuevo crédito sindicado y se podrá cancelar la deuda actual.
Todo ello permitirá a Colonial "volver a la normalidad", esto es cerrar su refinanciación, su recapitalización y la entrada de nuevos inversores, y dedicarse así a su negocio tradicional.
"Invertiremos y desinvertiremos con normalidad dentro de lo que es la actividad de Colonial", ha afirmado el presidente, que ha señalado que la compañía se centrará en el sector de oficinas en zonas 'prime' de Barcelona, Madrid y París.