Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) El Ibex corteja los 10.300 enteros y acumula una subida semanal del 5%

El Ibex 35 ha ganado un 0,55% al cierre de la sesión de este viernes y se ha quedado a las puertas de los 10.300 enteros (10.290,6), en máximos desde 2011, tras acumular una subida semanal del 5%. En el mercado de deuda, la prima de riesgo se elevaba hasta los 197,8 puntos básicos, con la rentabilidad del bono a diez años en el 3,835%.
BME se ha erigido como el valor líder de la sesión, con ganancias del 4,34%, seguido de Indra (+4,19%), Sacyr (+3,99%), Red Eléctrica (+3,75%) y Enagás (+3,06%).
Por el contrario, Gamesa se ha convertido en el 'farolillo rojo' de la sesión, con un retroceso del 2,79%, seguido de ArcelorMittal (-1,21%), Gas Natural (-0,85%), AIG (-0,77%) y Caixabank (-0,51%).
Los 'blue chips' han conseguido aguantar el tipo a la largo de la jornada, y algunos como Telefónica (+1,08%) y Repsol (+1,04%) han repuntado por encima del 1%. Iberdrola (+0,98%), Santander (+0,36%), BBVA (+0,16%) e Inditex (+0,13%) también han cerrado teñidas de verde.
De este modo, el Ibex se ha mantenido en línea con las principales plazas europeas, que han registrado discretas subidas. Londres ha subido un 0,78%, París un 0,55% y Francfort un 0,52%. En el mercado de divisas, el euro se intercambiaba a 1,3665 'billetes verdes'.
SUBIDA DEL 5% SEMANAL
Gracias a la buena evolución que ha tenido esta semana, el selectivo español ha conseguido acumular una subida del 5% (la mayor en seis meses), con Popular, Indra y Bankinter como mejores valores. El analista de XTB Adrián Poyo ha explicado a Europa Press que los buenos datos cosechados en diciembre tanto en desempleo como en producción industrial "parecen ser suficientes" para justificar este avance.
"A nadie se le escapa que tanto la renta variable como la renta fija nacionales son los activos de moda en un mercado en el que el apetito por el riesgo está siendo importante, al menos en lo que va de año", ha apuntado.
El experto ha señalado que esta semana ha sido "especialmente positiva" para la banca mediana, que se ha aprovechado de la bajada de la rentabilidad del bono a diez años español y que ve cómo sus carteras de renta fija soberana "no paran de generar plusvalías y ayudan a compensar unos balances que buscan los últimos retoques antes de los temidos test de estrés".
Para la próxima semana, Poyo espera un entorno de mercado similar para la renta variable española, aunque ha advertido de que comienza a dar un cierto "vértigo" la fuerte subida que acumula desde mediados del mes pasado. "por todo ello, esperaríamos en las próximas sesiones comenzar con una parcial recogida de beneficios que ponga sobre seguro parte de la revalorización que acumulamos", ha concluido.