Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) Popular vende el 51% de su negocio de emisión de tarjetas y logra plusvalías de más de 400 millones

Banco Popular ha suscrito con Värde Partners el acuerdo definitivo para la venta a la firma estadounidense del 51% de su negocio de emisión de tarjetas, operación que reportará a la entidad española unas plusvalías superiores a los 400 millones de euros.
En concreto, según ha informado el Popular en un hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el acuerdo contempla la venta de un 51% de su participación en la sociedad Bancopopular-e, titular a su vez de todo el negocio de emisión de tarjetas del Grupo español.
A falta de los ajustes que puedan producirse hasta el momento en que se cierre, la operación supondrá unas plusvalías "de algo más de 400 millones de euros", según ha destacado la entidad, que ha precisado que el acuerdo se encuentra condicionado a las pertinentes autorizaciones administrativas.
Värde Partners, con sede en Minneapolis y centros de operaciones en enclaves como Londres o Sinpagur, está especializado en inversiones en mercados y activos financieros, así como en la prestación de servicios a grupos restringidos de inversores globales.
En el desarrollo de esta operación, Lazard ha actuado como asesor del Banco Popular, mientras que Clifford Chance ha asesorado a Värde Partners.
Popular ha cerrado la venta del 51% de su negocio de tarjetas meses después de comprar el negocio minorista y de tarjetas de Citi en España. Esta operación se diseñó en dos partes: por un lado se absorbería el negocio de Citi y, por otro, se vendería la mitad del negocio conjunto de tarjetas para financiar el primer tramo de la operación.
Banco Popular cuenta con un cartera de aproximadamente 1,2 millones de cuentas de clientes, 2.300 millones de euros en activos bajo gestión, 2.000 millones de euros en depósitos, más de 1,1 millones de tarjetas de la que se derivan 1.400 millones de euros en préstamos, 45 oficinas y aproximadamente 950 empleados.