Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) La Sareb admite que su margen de venta es "reducido" porque el traspaso se hizo a precios "ajustados"

Romana señala que este año la actividad se centrará en potenciar el alquiler, terminar promociones y preparar suelo para su comercialización
La presidenta de la Sociedad de Gestión de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), Belén Romana, ha reconocido este martes que el margen de beneficio que el 'banco malo' puede conseguir con la venta de sus inmuebles es "reducido" porque el traspaso de los activos ya se hizo a precios "ajustados a los del mercado de 2013", aunque no renuncia al objetivo del organismo de evitar que el rescate bancario no cueste más dinero a los contribuyentes.
En su primera comparecencia ante la Comisión de Economía del Congreso desde que tomó posesión del cargo, Romana ha hecho balance del primer año de vida de la Sareb y ha expresado su "máxima disposición" a acudir a las Cortes tantas veces como sean necesarias para informar sobre la evolución de este "instrumento complementario del proceso de saneamiento del sistema financiero".
Así, ha explicado que durante este ejercicio se ha llevado a cabo un análisis de la cartera de la Sareb (una 'due diligence') que ha conllevado la revisión de 107.000 inmuebles propiedad del 'banco malo' y otros 215.000 que figuran como garantías de los préstamos traspasados por las entidades financieras.
De este examen se ha podido concluir que "Sareb adquirió su cartera, en conjunto, a precios ajustes a los de mercado de 2013", lo que implica que sus márgenes de venta son "reducidos". "Ése es el principal motivo que nos ha llevado a poner en marcha en 2014 una visión más avanzada de nuestro modelo de negocio para generar más valor en los activos que forman parte de nuestro balance y para obtener una mayor rentabilidad en el momento de venta", ha añadido.
MÁS ALQUILER Y REFORMAS
En este sentido, ha avanzado que durante 2014 Sareb destinará 100 millones de euros a concluir 130 promociones inmobiliarias con un total de 3.000 viviendas, pero también centrará su actividad en "apostar en el medio plazo por promover el alquiler" e incluso preparará suelo para su comercialización.
Con todo ello, el 'banco malo' pretende "dar un fuerte impulso" a su actividad comercial y convertirse en "uno de los cinco primeros operadores del mercado", pasando de vender 25 inmuebles al día como se consiguió en 2013 a unos 30 inmuebles diarios. "Los dos primeros meses del año nos permiten ser optimistas en esta tarea", ha avanzado Romana, sin precisar más información.
No obstante, durante el año pasado el 'banco malo' consiguió deshacerse de 9.142 inmuebles propios y de 2.343 inmuebles de sus promotores acreditados, que constituyen una de las prioridades del organismo para que "puedan seguir al corriente de pago en sus préstamos".
En concreto, la actividad mayorista permitió la venta de una docena de carteras de activos, dos de ellas a través de Fondos de Activos Bancarios (FAB) que permiten a Sareb mantener "una cierta recuperación y beneficiarse de la gradual recuperación del mercado inmobiliario".
El resto de activos reportaron unos cobros totales de 3.800 millones --41% por venta de activos financieros e inmobiliarios, 2% por alquileres y el 57% por la gestión de amortizaciones, recobros e intereses--, de los cuales 3.200 millones se destinaron a deuda para cancelar 2.000 millones y pagar 1.200 millones de intereses a los tenedores de los bonos que se usaron como pago por los activos traspasados, por un total de 50.700 millones. Con todo, la cifra neta de negocio el año pasado fue de 2.861 millones.
En este punto, Romana ha subrayado la "trascendencia" que para la dirección de la Sareb tiene la "disciplina en el pago y cancelación de la deuda", porque amortizar deuda permite reducir los costes financieros y esquivar el riesgo de tener que "activar el aval del Estado", lo que "asegura que los contribuyentes no tengan que soportar mayores gastos por la reestructuración financiera". Por eso, para este año el 'banco malo' se propone amortizar un 50% más de deuda que en 2013, hasta alcanzar los 3.000 millones de euros.
Por otra parte, los gastos de gestión, comercialización y mantenimiento el año pasado ascendieron a 401 millones, de los cuales 196 millones fueron por comisiones a las entidades cedentes, con lo que el resultado operativo fue de cerca de 1.200 millones. Tras hacer frente a una carga financiera neta de 1.222 millones, Sareb tuvo unas pérdidas antes de impuestos de 144 millones, por lo que el resultado final del ejercicio ascendió a unos números rojos de 261 millones tras aplicar una provisión de 260 millones.
EFICIENCIA Y TRANSPARENCIA
Romana ha centrado la segunda mitad de su intervención en defender las exigencias de transparencia, eficiencia y gobierno corporativo de las que se ha dotado la Sareb, que a su juicio cuenta con una "estructura más ágil y eficiente" tras los recientes cambios en la estructura organizativa, que se ha visto "reforzada" por la incorporación de Jaime Echegoyen como consejero delegado, elección que ha defendido.
Así, la presidenta del 'banco malo' ha recordado que se ha cumplido "escrupulosamente" con todas las obligaciones de información a las Cortes, ha recordado que el régimen de gobierno corporativo es "más estricto" y "restrictivo" que el aplicable a una sociedad anónima , y ha afirmado que la Sareb "cumple con el 100% de la recomendaciones que le serían aplicables según el Código Unificado de Buen Gobierno".
Como ejemplo, ha mencionado que el año pasado se declararon 24 situaciones de potencial conflicto de intereses u operaciones vinculadas, y "en todos los casos" los consejeros afectados no tuvieron acceso a la información, se ausentaron de las deliberaciones y no participaron en la votación.
Igualmente "estricta" es la política de relación con los proveedores externos, a los que el 'banco malo' ha recurrido en 328 proyectos durante este año a los que ha invitado a 448 'partners' privados. "En próximas fechas procederemos a seleccionar, con arreglo a esos principios de transparencia y concurrencia competitiva, a los 'servicers' que nos acompañarán en la gestión del proyecto durante los próximos años", ha avanzado Romana.
Por último, Romana ha asegurado que la Sareb seguirá llevando ante la Justicia y la Fiscalía cualquier información relevante sobre posibles casos de mala praxis y ha defendido el papel del 'banco malo' como catalizador de la inversión extranjera en España.