Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl) El déficit público se moderó al 0,94% en febrero y el Estado se situó por debajo del 1% hasta marzo

Los ingresos impositivos crecen un 7,1% en el primer trimestre con un alza del 8,2% en el IRPF y del 13,2% en el IVA
El déficit público sumó 9.856 millones en los dos primeros meses del año y se situó en el 0,94% del PIB en los dos primeros meses del año, lo que supone un descenso de 340 millones (3,3%) respecto al saldo registrado un año antes, mientras que el déficit del Estado se situó por debajo del 1% en el primer trimestre (0,94%).
La cifra se desglosa un déficit de la Administración Central de 10.516 millones --el 1% del PIB--, un déficit de 1.805 millones de las comunidades autónomas --el 0,17% del PIB--, y un superávit de 2.465 millones de la Seguridad Social --el 0,24% del PIB--.
En concreto, el saldo de la Administración Central se compone de un déficit de 12.312 millones del Estado --el 1,18% del PIB-- y de un superávit de 1.796 millones de los organismos de la Administración Central --el 0,17% del PIB.
El saldo del Estado resulta de unos recursos no financieros de 15.649 millones, un 7,8% más, y de unos empleos no financieros por valor de 27.961 millones, un 2,4% menos.
Por su parte, el saldo negativo de las comunidades ha sumado 1.805 millones por los menores recursos no financieros, que han descendido un 1,8% por la menor recaudación en Patrimonio, Sucesiones y Donaciones, así como por el incremento de los gastos no financieros.
Un total de doce comunidades registraron déficit en el primer trimestre, frente a cuatro que se anotaron superávit (Asturias, Navarra, Comunidad Valenciana y País Vasco) y una que cerró en equilibrio (Canarias). Los saldos negativos más altos se registraron en Murcia (-0,46%), Extremadura (-0,45%) y Andalucía (-0,33%).
Finalmente, la Seguridad Social ha registrado un superávit de 2.465 millones, una cifra inferior en 0,11 puntos a la registrada un año antes por la caída de ingresos en un 5,1% y el descenso de los gastos en un 355 millones (-1,5%).
Por otro lado, Hacienda ha publicado también los datos de la Administración Central correspondientes al primer trimestre, puesto que las cifras del Estado siempre van un mes por delante. Hasta marzo, el Estado registró un déficit de 9.881 millones, el 0,94% del PIB.
La cifra del Estado supone una reducción del 7,3% respecto a la registrada en el primer trimestre de 2013 y un 20% que la que se anotó las Administración Central hasta febrero. El déficit es resultado de unos recursos no financieros de 31.295, un 4,6% más, y unos empleos no financieros de 41.176 millones, un 14% más.
En términos de caja, el déficit del Estado se situó en 14.371 en el primer trimestre, el 1,37% del PIB. Los ingresos del Estado por operaciones no financieras ascienden en el primer trimestre a 45.677 millones, un 8,8% más, antes de deducir las entregas a cuenta por la participación de las Administraciones Territoriales en los impuestos estatales IRPF, IVA e Impuestos Especiales.
LOS INGRESOS IMPOSITIVOS, EL 85% DEL TOTAL
Los ingresos impositivos sumaron 38.809 millones hasta marzo, el 85% del total y un 7,1% más por el fuerte aumento de las devoluciones en los primeros meses de 2013 y el cambio en la forma de contabilizar las retenciones sobre los intereses de la deuda pública en 2014. En términos homogéneos, corregidos ambos efectos, los ingresos impositivos totales crecieron un 4,7% y el resto de los ingresos no financieros un 19,3%.
En concreto, la recaudación por impuestos directos registró un incremento del 1,4% y sumó 17.514, mientras que la recaudación por indirectos creció un 12,2% para unos ingresos totales de 21.295 millones de euros.
El IRPF aportó 20.318 millones, un 8,2% más impulsado por las retenciones del trabajo, que crecieron un 6,6% en el primer trimestre. Según Hacienda, en este resultado ha influido la mejora del empleo, el efecto de la paga extra a los empleados públicos, los ingresos de ejercicios anteriores de las comunidades autónomas y otros entes públicos y el cambio en la gestión de las solicitudes de aplazamiento. En términos homogéneos, el aumento del IRPF se sitúa en el 5,4%.
SOCIEDADES EN NEGATIVO MIENTRAS QUE EL IVA AUMENTA
Por su parte, el Impuesto sobre Sociedades registra una cifra negativa de 3.794 millones debido al incremento de las devoluciones realizadas en un 12,8%, que está relacionado con el aumento de las devoluciones solicitadas en la declaración anual de 2012.
Dentro de la imposición indirecta, los ingresos del IVA sumaron 15.792 millones, un 13,2% más. En términos homogéneos, corregido el distinto ritmo de ejecución de las devoluciones, el IVA total creció el 3,9%.
Por su parte, los ingresos por Impuestos Especiales se elevan a 4.789 millones y aumentan el 10,6%, como consecuencia del incremento de los impuestos sobre Hidrocarburos y Labores del Tabaco en un 10,7% y 9,1%, respectivamente. El Impuesto sobre la Electricidad, en cambio, bajó un 4,2% afectado por el descenso del consumo y la exención del 85% del impuesto a los sectores industriales consumidores intensivos de electricidad.
LOS PAGOS NO FINANCIEROS
Por su parte, los pagos no financieros efectuados por el Estado alcanzan 42.458 millones hasta marzo, un 1,2% menos que en 2013 por el descenso de las transferencias corrientes y de las inversiones reales. En concreto, los gastos de personal crecieron un 6,1%, hasta 3.749 millones, de los que 3.288 millones corresponden a retribuciones del personal, con un aumento del 8,5%. Por otro lado, los pagos por cuotas sociales, con 442 millones, descendieron un 7,7%.
Los pagos por gastos financieros subieron un 13,6%, hasta 9.190 millones, mientras que los pagos por transferencias corrientes han pasado de 28.212 millones en 2013 a 26.117 millones en 2014. Los pagos por inversiones reales bajaron un 45,3%, hasta situarse en 798 millones y los de transferencias de capital sumaron 2.166 millones, un 84,7% más.