Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampliación) Gas Natural Fenosa gana 329 millones hasta marzo, un 18,6% menos

Gas Natural Fenosa obtuvo un beneficio neto de 329 millones de euros en el primer trimestre, un 18,6% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior, según ha informado este miércoles la empresa, que ha precisado que, en términos ajustados, el descenso es del 8,7%, debido a factores de entorno macroeconómico y energético.
No obstante, el grupo prevé que este entorno mejorará y será más favorable en el segundo semestre del año.
El resultado bruto de explotación (Ebitda) de Gas Natural Fenosa alcanzó hasta marzo los 1.216 millones de euros, un 9,9% menos que en el mismo periodo de 2015, una vez re-expresado por la discontinuidad del negocio del gas licuado del petróleo en Chile y condicionado por entorno macroeconómico y energético "muy exigente", que ha afectado especialmente a la contribución de los negocios de aprovisionamiento y comercialización de gas y a los negocios de distribución de gas y electricidad de Latinoamérica.
En términos ajustado, el descenso es del 3,4% afectado por la caída en el precio de las materias primas.
Según la compañía, el impacto en el Ebitda de la depreciación de las monedas en su traslación a euros en el proceso de consolidación de los estados financieros es de 52 millones de euros y ha sido causado fundamentalmente por la depreciación del real braseileño y del peso colombiano.
La cifra de negocios de Gas Natural Fenosa alcanzó los 5.954 millones de euros entre enero y marzo, un 16,9% menos que en los tres primeros meses de 2015, debido, en gran medida, a la disminución de los precios de las 'commodities' respecto al mismo periodo del año pasado.
La compañía ha destacado que pese al "exigente" entorno energético y económico, sus resultados demuestran la "solidez" de su modelo de negocio, en el que las actividades reguladas y cuasi reguladas (se incluyen aquí las actividades de transporte de gas, la generación con renovables y la actividad de GPG) aportan el 69% del Ebitda.
Asimismo, las actividades en España generaron un Ebitda trimestral similar al de 2015 y aumentaron su contribución al total consolidado hasta el 56,8%, lo que evidencia su fortaleza frente a las actividades internacionales, cuyo Ebitda cayó un 20,2% y representó el 43,1% del total.
Entre enero y marzo, las inversiones del trimestre fueron de 266 millones de euros, un 6,4% más y se focalizaron especialmente en los negocios de distribución de gas y electricidad en España. En este sentido, destacó el incremento del 36,5% de las inversiones en negocios regulados en Europa, hecho que subraya la apuesta del grupo por un modelo de negocio sólido y estable.
Gas Natural Fenosa mantuvo durante el trimestre una "estricta" disciplina financiera. A 31 de marzo, la deuda financiera neta alcanzó los 15.817 millones de euros, el 8,7% menos que en la misma fecha de 2015.
La ratio de endeudamiento se situó en el 45,9%, por debajo del 47,7% de la misma fecha del pasado ejercicio. El 82,7% de la deuda tiene vencimiento igual o posterior al año 2018 y su vida media es ligeramente superior a los cinco años.
DISTRIBUCIÓN DE GAS EN ESPAÑA
El Ebitda de la actividad de distribución de gas en España creció el 0,5%, hasta 215 millones, y el importe neto de la cifra de negocios alcanzó los 295 millones, con un aumento del 0,7%. Las ventas de la actividad regulada de gas en España en su conjunto disminuyeron el 2,1% respecto a 2015, hasta los 52.865 GWh, debido a la menor demanda de gas del mercado residencial.
El grupo continuó avanzando en la expansión de la red de distribución y en incrementar el número de puntos de suministro, a pesar de la baja actividad del mercado de nueva edificación. Así, la red de distribución se incrementó en 2.122 kilómetros (+4,3%) en el cómputo interanual y permitió la gasificación de 11 nuevos municipios en 2016. La compañía incrementó en 47.000 los puntos de suministro en el último año, alcanzando los casi 5.286.000 al final de marzo.
Asimismo, el Ebitda de la actividad de distribución de electricidad en España, de 152 millones de euros, se incrementó el 7% respecto al primer trimestre de 2015. El importe de la cifra de negocio aumentó el 2,9%, hasta 210 millones de euros.
La energía suministrada fue de 8.227 GWh, el 4,1% menos que en 2015. A 31 de marzo, la compañía contaba con 3.688.000 puntos de suministro, cifra ligeramente superior a la del cierre del año pasado.
Por su parte, el Ebitda de la actividad de infraestructuras, que incluye la operación del gasoducto Magreb-Europa, la gestión del transporte marítimo, el desarrollo de los proyectos integrados de gas natural licuado (GNL) y la exploración, desarrollo, producción y almacenamiento de hidrocarburos, se elevó a 75 millones de euros, un 5,6% más que el mismo período del año anterior, debido principalmente al incremento del 3% de la tarifa de transporte internacional del gasoducto Magreb-Europa y por el efecto positivo del tipo de cambio del dólar.