Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampliación2) El Tesoro coloca 4.170 millones de euros en letras y sigue ofreciendo intereses negativos

El Tesoro Público ha colocado en los mercados 4.171,39 millones de euros en letras a tres y nueve meses y ha seguido ofreciendo a los inversores intereses negativos en ambos tipos de papel, a pesar del aumento de la prima de riesgo en las últimas semanas hasta situarse en el entorno de los 140 puntos básicos.
El importe colocado se ha situado en el rango medio previsto (entre 3.500 y 4.500 millones de euros) y la demanda se ha elevado hasta los 8.653,45 millones de euros, más del doble de lo finalmente colocado entre los inversores.
En concreto, el organismo ha vendido 556 millones de euros en letras a tres meses y a un tipo de interés medio del -0,214%, frente al -0,268% que ofreció en la subasta anterior del mismo tipo de papel celebrada el 26 de enero, mientras que el tipo marginal ha pasado del -0,252% al -0,196%.
De esta forma, el Tesoro sigue cobrando por sus emisiones a muy corto plazo, aunque algo menos en que la subasta previa, mientras que la demanda ha superado en 5,4 veces lo colocado, frente a las 8,6 veces de la emisión anterior, y ha superado los 3.000 millones de euros.
En la misma línea, ha colocado 3.615,39 millones de euros en letras a nueve meses y aunque también sigue ofreciendo intereses negativos, se han moderado respecto a la emisión anterior. Así, la rentabilidad media ofrecida se ha situado en el -0,017%, frente al -0,085% de la subasta del 26 de enero, y el interés marginal ha pasado del -0,080% al -0,014%.
La demanda, en este caso, ha superado los 5.600 millones de euros, lo que supone 1,6 veces lo finalmente adjudicado, frente a las 2 veces de la subasta previa del mismo tipo de papel.
El Tesoro Público cierra con esta subasta las emisiones previstas para el mes de febrero y no volverá a medirse en los mercados hasta el próximo 3 de marzo, cuando emitirá bonos y obligaciones, que pueden estar indexados a la inflación.
Desde comienzo de año el Tesoro ha captado 26.900 millones de euros, un 21,5% de la previsión para todo 2016 (125.300 millones). El coste medio de la deuda del Estado se situó en el 0,94% a cierre de enero de 2016, frente al 0,84% de diciembre de 2015. La vida media de la deuda en circulación a esa fecha era de 6,55 años, superior a los 6,45 años al cierre de 2015.