Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ataúdes 'made in China'

A simple vista, muchos ataúdes son idénticos. Los materiales son semejantes y su estética exterior e interior también. La única diferencia es el precio. Pero aunque el fallecido ya no se entere, algún ataúd, puede que el suyo, sea fabricado en China y salga un 40% más barato.
Los empresarios chinos los traen a Europa y los venden a miles, como si fueran armarios desmontables. Llegan embalados y lo único que hay que hacer es ponerles la bisagras y algunos arreglos más y listo para vender.
Las funerarias tienen un amplio catálogo de ataúdes y de precios, y los de origen chino, son mucho más baratos. La competencia asiática es tan fuerte que son los propios empresarios españoles los que han decidido compararlos en el mercado chino para luego revenderlos en las funerarias, como en una cooperativa de fabricación de ataúdes de Puente Genil, Córdoba.
Y ante tanta competencia, hay que agudizar el ingenio y han inventado un ataúd ecológico, que respeta el medio ambiente y especialmente dedicado a la incineración, una medida que se está extendiendo en los últimos años.
JWS