Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Banco Santander ve "improbable" que el Gobierno reduzca el déficit al 6% este año

El Servicio de Estudios del Banco Santander considera "improbable" que el Gobierno sea capaz de reducir el déficit público al 6% este año, tal y como se ha comprometido con Bruselas como parte del plan para reducir el salgo negativo al 3% en el año 2013.
En un documento consultado por Europa Press, la entidad presidida por Emilio Botín afirma que el menor crecimiento empeorará la evolución de los ingresos, lo que influirá en el ajuste a pesar de los planes de recorte de algunas comunidades y las medidas de racionalización del gasto.
A su parecer, las mejoras en la reducción de las necesidades de financiación de las administraciones públicas "se han detenido" en el segundo trimestre del año, mientras que el sector público "apenas ha avanzado en la reducción del déficit" en la primera parte del año.
Así, ve "improbable" que el Gobierno sea capaz de reducir el déficit al 6%, igual que otros organismos y servicios de estudios, como el de BBVA o la Fundación de Cajas de Ahorro, que ya han avisado al Ejecutivo de que no podrá cumplir sus planes en materia de consolidación fiscal.
Sin embargo, el Ejecutivo sigue apelando a la necesidad de cumplir lo pactado y asegura que la reducción al 6% es un objetivo irrenunciable, aunque, de momento, sigue descartando la posibilidad de poner en marcha nuevas medidas de consolidación fiscal.
De hecho, el Gobierno sigue manteniendo que reducirá el déficit al 6% este año, que lo rebajará al 4,4% el año que viene y que logrará cerrar el año 2013 con un déficit del 3%, tal y como exige Bruselas.
Además, la pasada semana la vicepresidenta económica, Elena Salgado, aseguró que el Estado contará con 4.000 millones extra este año para asegurar el cumplimiento del déficit: 2.000 millones de la subasta del espectro y 2.000 millones porque el pago de intereses de la deuda será menor al previsto.
Asimismo, el Gobierno recortó el gasto de los ministerios en 654 millones para que la concesión de créditos extraordinarios por es mismo valor ante al desvío de algunas partidas y la aparición de gastos no previstos en los Presupuestos (como las elecciones) no elevara el déficit público.
A pesar de las dificultades económicas, el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero tampoco quiere revisar sus cifras de crecimiento, que apuntan a un incremento del PIB del 1,3% este año y del 2,3% el año que viene, a pesar de que ha reconocido que será difícil cumplir las previsiones.
Frente a las garantías que ofrece el Gobierno y carácter "cumplidor" del país, los mercados siguen desconfiando de España, lo que ha llevado a las agencias de calificación crediticia a rebajar la 'nota' nacional estas dos últimas semanas.