Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Barroso dice que España ha recuperado la senda del crecimiento tras momentos "extremadamente difíciles"

El presidente de la Comisión Europe, José Manuel Durao Barroso, ha destacado este jueves que España ha recuperado la senda del crecimiento, tras emprender reformas y superar momentos "extremadamente difíciles".
En una rueda de prensa en Bruselas, Barroso ha afirmado que los esfuerzos de los Estados miembros en los últimos años para superar la crisis empiezan a dar frutos, si bien ha advertido de que ha habido distintos grados de "ambición" a la hora de emprender los ajustes necesarios.
"Irlanda, España y Portugal han dejado sus programas de asistencia y están creciendo de nuevo", ha afirmado el presidente saliente del Ejecutivo comunitario, tras destacar que aquellos países que fueron "los primeros en moverse" tienen ahora su recompensa.
"Estos países pasaron por circunstancias extremadamente difíciles, pero han visto sus esfuerzos reconocidos", ha añadido.
Barroso ha usado el ejemplo de España y otro países para reclamar al conjunto de los Estados miembros un "compromiso de verdad" con las reformas y apelar al esfuerzo para impulsar las inversiones para estimular el crecimiento, porque, ha dicho, la inversión es "el tercer pilar" de la recuperación económica de la UE, junto con la consolidación fiscal y las reformas estructurales.
En la misma rueda de prensa el presidente del Consejo, Herman Van Rompuy, ha alertado de que la recuperación europea es aún "frágil", por lo que es necesario "acelerar las reformas estructurales que aumenten la productividad."
Van Rompuy también ha considerado una propuesta "excelente" la idea del nuevo jefe del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, de crear un plan de inversiones público-privado de 300.000 millones de euros, aunque ha advertido de que aún debe ser explicado.
Barroso y Van Rompuy, que esta tarde participan en una cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la UE en la que se tratará de acordar nuevos objetivos de reducción de emisiones contaminantes para 2030, se han mostrado confiados en que los 28 logren consensuar sus metas y la UE asuma una posición de "liderato" en la esfera internacional.