Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Bolsa de Brasil se desploma tras la reelección de Dilma Rousseff

La Bolsa de Sao Paulo ha reaccionado con caídas significativas a la ajustada victoria electoral de la presidenta Dilma Rousseff y su principal índice selectivo, el iBovespa, ha llegado a perder más de un 6% de su valor en los primeros minutos de negoación, mientras el real brasileño marcaba su peor cambio frente al dólar en casi seis años.
En concreto, el selectivo de la Bolsa de Sao Paulo llegaba a caer hasta un 6,20% en la primera media hora de negociación, aunque posteriormente recuperaba parte del terreno perdido y reducía sus 'números rojos' a menos del 4%.
Entre los valores del indicador de referencia más castigados en la apertura se encontraban las acciones de la petrolera estatal Petrobras, que cedían un 11,59% en el caso de los títulos ordinarios y un 12,58% en el de las acciones preferentes.
Otros valores especialmente castigados en el parqué paulista eran Electrobras (-11,35%), Companhia Energética de Minas Gerais (-9,17%) o Banco do Brasil (-7,26%).
Por su parte, en el mercado de divisas el real brasileño se debilitaba frente al 'billete verde'. De este modo, un dólar llegaba a cambiarse por 2,556 reales, frente a los 2,4739 del día anterior, lo que representa su cambio más bajo en prácticamente seis años.
Dilma Rousseff ha logrado una ajustada reelección tras imponerse al candidato del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), Aécio Neves, con el 51,64% de los votos, frente al 48,36% de su oponente.
En el primer discurso que ha pronunciado tras ser reelegida en el cargo para otros cuatros años, Rousseff se comprometió a poner en marcha una serie de reformas.
En este sentido, uno de los puntos de interés en la formación de su nuevo Gobierno estará en ver quién reemplazará al que ha sido su ministro de Hacienda hasta la reciente campaña electoral, Guido Mantega, cargo para el que suena Aloizio Mercadante, que ha sido ministro de Educación en el último Ejecutivo de Rousseff.