Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas le pide a España más medidas para "no dejar un flanco abierto a los especuladores"

La vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, cedió a las presiones de la UE y anunció que adoptará nuevas medidas de ajuste para reducir el déficit un 0,5% del PIB este año, equivalente a 5.000 millones de euros, y del 1% para 2011 (10.000 millones de euros). Las medidas serán detalladas por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en su comparecencia parlamentaria del próximo miércoles. 
"La Comisión Europea está satisfecha con una serie de acuerdos, de los cuales el plan de ajuste español es una parte importante, no sólo para España sino para todos los países de la zona euro y de la UE en general", ha dicho el portavoz de Asuntos Económicos de la Comisión, Amadeu Altafaj.
"Hay que atacar el mal de raíz. No hay que dejar un flanco abierto a los especuladores y la mejor manera de no dar un flanco expuesto a los especuladores es la solidez en las cuentas públicas", ha resaltado Atafaj.
Los recortes son necesarios no sólo por los ataques especulativos contra España sino también por su situación presupuestaria, explicó el portavoz. "Los ataques no lo justifican todo, diabolizar a los especuladores es una respuesta demasiado simplista. (...) Cuando ha especuladores especulan donde hay riesgo, donde hay más fragilidad", ha dicho.
El Ejecutivo comunitario ha aludido pronunciarse sobre si el recorte adicional anunciado por Elena Salgado es o no suficiente. "Las medidas no han sido todavía presentadas y por lo tanto no las hemos analizado", ha dicho el portavoz.
A diferencia de Portugal, que ya anunció recortes adicionales la semana pasada, el Gobierno español se resistía a tomar nuevas medidas de ajuste en 2010 por la subida del IVA prevista para el mes de julio. Sólo la presión de los líderes europeos, ya expresada en la cumbre extraordinaria del pasado viernes, ha llevado al Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero a cambiar de opinión, según las fuentes consultadas.
En las conclusiones aprobadas la pasada madrugada, los ministros de Economía de la UE "celebran y apoyan enérgicamente el compromiso de Portugal y España de adoptar medidas adicionales significativas de consolidación en 2010 y 20100", que se presentarán al Ecofin del próximo 18 de mayo. EBP