Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas apoyará a ciertos productores agrícolas si hay acuerdo con Mercosur

El comisario europeo de Comercio, Karel De Gucht. EFE/Archivotelecinco.es
La Comisión Europea (CE) defendió hoy el desbloqueo de las negociaciones para un acuerdo de asociación con Mercosur y quiso tranquilizar a los agricultores y ganaderos europeos garantizando "medidas de acompañamiento" para los productos más afectados en caso de cerrarse el pacto.
"La Comisión Europea es plenamente consciente de que el asunto de la agricultura es muy delicado en estas negociaciones y lo tendrá en cuenta", explicó el comisario europeo de Comercio, Karel De Gucht, en una comparecencia ante el pleno del Parlamento Europeo (PE).
Un buen número de eurodiputados dejó hoy claros al comisario sus temores por la situación en la que el acuerdo, que incluye un importante apartado comercial, podría colocar a los agricultores europeos ante la competencia de los productores suramericanos.
De Gucht reconoció que una apertura comercial al Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay) puede tener impacto sobre ciertos productos europeos y aseguró que "harán falta medidas de acompañamiento en los sectores más delicados".
Por el momento consideró, sin embargo, que es "demasiado pronto" para entrar en detalles al respecto, dado que las conversaciones con el bloque suramericano acaban de reiniciarse tras seis años de bloqueo.
El responsable europeo de Comercio aseguró además que el comisario de Agricultura, Dacian Ciolos, estará muy involucrado en la preparación de las ofertas que la UE va a poner sobre la mesa en el apartado agrícola.
De Gucht también quiso dejar claro que un hipotético acuerdo con Mercosur no rebajará la seguridad alimentaria en Europa.
"No hace falta señalar que se tienen que respetar totalmente todos los requisitos. No tenemos ninguna intención de reducir el nivel europeo de protección", aseguró.
La mayor parte de los eurodiputados que intervinieron en el debate lo hicieron para alertar de los riesgos del acuerdo comercial para los agricultores y ganaderos comunitarios, que a su juicio puede desembocar en una "perdida de empleo en las zonas rurales".
Llamaron la atención, especialmente, sobre las dificultades que la producción de "calidad" europea puede experimentar ante la entrada de alimentos más baratos procedentes de los países del Mercosur, que están entre los mayores productores mundiales en este ámbito.
La UE y Mercosur retomaron la pasada semana sus contactos con vistas a un acuerdo de asociación, tal y como pactaron en mayo en Madrid.
Las primeras conversaciones se han visto empañadas por las supuestas trabas de Argentina a la importación de alimentos europeos, que hoy volvieron a ser criticadas por Bruselas.
"Las medidas de Argentina preocupan a la Unión Europea y hemos pedido explicaciones de forma inmediata", recordó De Gucht, que considera que ese tipo de prácticas "van en contra de la negociación de un acuerdo de comercio" y "pueden poner en tela de juicio el diálogo".
El comisario confirmó que se están preparando reuniones con los responsables argentinos y que, en cualquier caso, la CE vigilará "muy de cerca la situación".