Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas retrasa un año la entrada en vigor de la directiva sobre mercados de instrumentos financieros

La Comisión Europea ha propuesto este miércoles retrasar la entrada en vigor de la directiva relativa a los mercados de instrumentos financieros, conocida como MiFID II, hasta el 3 de enero de 2018, al "tener en cuenta los excepcionales retos técnicos" a los que se enfrentan los reguladores y los actores del mercado.
Según ha explicado en un comunicado, la decisión se basa en la "compleja infraestructura técnica" que necesita ponerse en marcha para que la normativa sea efectiva. En este sentido, ha subrayado que la Autoridad Europea de Mercados (ESMA) debe recolectar datos de en torno a 300 sistemas de negociación y 15 millones de instrumentos financieros.
Para ello, ha resaltado el Ejecutivo comunitario, la ESMA debe trabajar "de cerca" con la autoridades nacionales competentes y con los propios sistemas de negociación.
No obstante, Bruselas asegura que ha sido informada de que ni las autoridades nacionales ni los actores del mercado tendrían los sistemas necesarios preparados el 3 de enero de 2017, fecha en la que la directiva debía ser operacional en un principio. Dadas estas "circunstancias excepcionales" y con el objetivo de "evitar incertidumbre legal" y un "trastorno en el mercado", ha defendido que es necesaria una extensión.
El comisario de Servicios Financieros, Estabilidad Financiera y Unión de Mercado de Capitales, Jonathan Hill, ha afirmado que extender la fecha tiene sentido tras conocer la "complejidad de los retos técnicos" destacados por la ESMA, por lo que la Comisión "dará otro año para prepararse adecuadamente y hacer los cambios necesarios en los sistemas".
En cualquier caso, el Ejecutivo comunitario ha advertido de que esta nueva fecha "no tendrá un impacto" sobre el calendario de adopción de las medidas de ejecución de MiFID II/MiFIR y ha asegurado que las adoptará "independientemente" de la nueva fecha de entrada en vigor de la directiva.
"Mientras tanto, estamos avanzando con el nivel 2 de la legislación para implementar MiFID II y esperamos anunciar pronto estas medidas", ha señalado Hill en la misma línea. Por último, Bruselas ha recordado que el retrase se limita "estrictamente" para permitir la finalización de los trabajos técnicos.