Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CaixaBank cifra en 342 millones el impacto de las pérdidas de Repsol

Fainé y Gortázar afirman que el banco mantiene su confianza en la petrolera y no descartan volver a recuperar la participación reducida
El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, ha cifrado en 342 millones de euros el impacto en el banco de las pérdidas anunciadas por Repsol para 2015 tras provisionar 2.900 millones por la caída del precio del petróleo.
En la rueda de prensa este viernes para presentar los resultados de CaixaBank en 2015, ha indicado que, pese a los mayores ingresos de 2015 en el apartado de participadas, la cifra ha sido 342 millones inferior a si Repsol "no hubiese hecho pérdidas".
Ha indicado que CaixaBank cuenta con alrededor del 12% del capital de Repsol, por lo que el impacto es proporcional a esta participación en la multinacional presidida por Antonio Brufau.
En 2015, la entidad financiera ha registrado unos ingresos de la cartera de participadas de 578 millones de euros (+17,7%) "tras el registro de provisiones contables extraordinarias atribuidas de Repsol", ha informado este viernes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
Pese a este impacto, los ingresos por participadas han crecido en 2015, ya que en 2014 la cartera de renta variable tuvo el impacto del resultado extraordinario negativo atribuido a Erste Group Bank.
CANJE DE BONOS
Preguntado por el canje de una emisión de bonos convertibles en acciones de Repsol anunciado este jueves por CaixaBank y por el que el banco reducirá un 2% su participación en Repsol, Gortázar ha indicado que les ha parecido "adecuado" adelantar esta conversión por los precios del mercado.
"Seguimos confiando en Repsol; con las participadas siempre hacemos movimientos tácticos, y no es descartable que podamos recuperar todo o parte de lo reducido" próximamente, aunque será una decisión de gestión, ha indicado; en la misma línea, el presidente de CaixaBank, Isidre Fainé, ha constatado su confianza "plena" en Repsol.
Respecto a si esta rebaja de la participación por el canje de bonos puede reducir el número de consejeros de CaixaBank en Repsol, Gortázar ha afirmado que se trata de una situación transitoria y que su voluntad es mantener la influencia y presencia significativa en la petrolera: "No creo que tenga influencia alguna en nuestra posición en el consejo".