Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CaixaBank alerta de que la elevada temporalidad laboral en España lastra la productividad

Ve margen de maniobra para fórmulas contractuales que incentiven la formación y la motivación
CaixaBank Research ha alertado de que la tasa de trabajadores con contrato temporal en España, del 26,2% en el tercer trimestre de 2015, casi duplica la del promedio de la Unión Europea, del 14,8%, y "es una de las particularidades del mercado de trabajo español que incide negativamente en su productividad".
En su informe mensual de marzo, explica que una parte de esta diferencia se puede explicar por el mayor peso en España de sectores con una elevada estacionalidad, como el turismo, pero que los contratos temporales que se dan en el país se traducen en una menor inversión en formación del capital humano y en desmotivación del trabajador.
El documento, consultado por Europa Press, indica que los trabajadores con contrato temporal reciben menos formación no reglada de la empresa que aquellos con contrato indefinido, a la vez que utilizan menos competencias en sus puestos de trabajo, incluso teniendo en cuenta las diferencias de nivel educativo y ocupación.
Respecto a la motivación, el informe indica que un contrato temporal de selección, es decir, como periodo de prueba previo a decidir un contrato indefinido, incentiva al empleado a esforzarse, pero "la evidencia empírica muestra que esa no es la norma en España".
Expone que solo el 21% de los asalariados con contrato temporal consigue uno indefinido después de un año, el 56% sigue con el temporal y el resto va al paro, por lo que "los trabajadores asumen que lo más probable es que pierdan el empleo independientemente de su nivel de dedicación".
El texto también incide en que los trabajadores indefinidos con costes de despido elevados pueden tener menos incentivos para esforzarse porque su probabilidad de despido no está correlacionada con la productividad, mientras que los trabajadores con contratos indefinidos con costes de despido más moderados "probablemente se esfuercen más".
Por tanto, "queda margen de maniobra para encontrar fórmulas contractuales que consigan aumentar la inversión en formación y esfuerzo", que CaixaBank Research sitúa como ingredientes fundamentales para mejorar la productividad.