Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Caja Ávila y Caja Segovia aprueban su integración en el SIP de Caja Madrid

Los consejos de administración extraordinarios de Caja Ávila y Caja Segovia han aprobado hoy con amplias mayorías la integración de estas entidades en el Sistema Institucional de Protección (SIP) liderado por Caja Madrid. En el caso de Caja Ávila, la votación a mano alzada de los consejeros ha deparado catorce apoyos a la integración y tres votos en contra, según ha explicado ante los medios de comunicación el presidente de la entidad abulense, Agustín González.
En Caja Segovia el resultado ha sido de 12 votos a favor del SIP con Caja Madrid, uno en contra -del procurador del PP Juan José Sanz Vitorio- y uno en blanco -del alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes-, mientras que tres consejeros se han ausentado de la reunión, según han informado fuentes de la entidad financiera. Las cajas que en principio se integrarán en este proyecto -Caja Madrid, Bancaja, Caja Insular de Canarias, Caixa Laietana, Caja Ávila, Caja Segovia y Caja La Rioja- prevén que la firma del primer documento vinculante se producirá a principios de julio, mientras que las asambleas generales quedarían para septiembre.
El presidente de Caja Ávila ha sostenido que esta fórmula sirve para mantener la naturaleza jurídica y la marca de Caja de Ávila para "potenciar la Comunidad a través de los mecanismos que ya existen y que se recogen en el protocolo". Por ello, Agustín González se ha mostrado "seguro" de que cuando los responsables de la Junta de Castilla y León conozcan los pormenores del protocolo "se quedarán convencidos" de la bondad de esta operación, ya que "se mostraban preocupados por el peso que entendían que debía tener Caja de Ávila".
"Cuando conozcan el protocolo entenderán que hemos adoptado el mejor camino", ha argumentado González, para después añadir que esta operación supondrá "un fortalecimiento" para la Comunidad, tal y como les gustaría a los responsables de la entidad y él está procurando en su condición de "castellano y leonés y abulense".
Sobre el "peso" de Caja de Ávila, ha señalado que el 2,33 por ciento que supondrá la entidad de ahorro abulense en este SIP, multiplicado por el activo del grupo, arrojará dentro de dos años unos beneficios de "50 millones de euros, frente a los 14,2 que se han ganado este año".
Por otra parte, el presidente de Caja Segovia, Atilano Soto, ha sostenido que aunque su entidad "pinte poco por la cuota de interés en la participación de órganos de gobierno" (2,01%), ha remarcado que "las decisiones son para favorecer un grupo que va a mutualizar el cien por cien de sus resultados".
Tras mostrar su satisfacción por el acuerdo, Soto ha añadido que "hay una serie de virtualidades" que hacen "más grande" a Caja Segovia de lo que actualmente es, fundamentalmente si se tiene en cuenta la comparación con el proyecto de Banca Cívica, con el que negociaron previamente su integración, pero que finalmente rechazaron.
Asimismo ha añadido que, desde el punto de vista de la territorialidad, "se ha ensanchado" y, si firmaran el contrato, Caja Segovia será "más grande en Castilla y León". CGS