Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CiU rechaza la totalidad de los Presupuestos de 2015 porque son "antisociales, hinchados y engañosos"

Convergència i Unió (CiU) ha registrado en el Congreso una enmienda de totalidad contra el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2015, que los nacionalistas catalanes ven "antisociales, hinchados y engañosos" y que "pecan de falta de realismo y castigan a Cataluña".
Así lo señala el portavoz de Presupuestos de CiU en el Congreso, Pere Macias, quien a través de una nota de prensa explica que las cuentas del próximo ejercicio "no son realistas con la situación económica actual pues obvian la amenaza de recesión en Europa".
"Estos Presupuestos están hinchados y son engañosos, no responden al contexto europeo en cuanto a su incidencia directa en nuestra economía. No tener en cuenta este factor es no ser realista", insiste, aludiendo a que el proyecto de ley no recoge ni medidas para incrementar de forma importante la competitividad de la economía ni tampoco prevé el estancamiento general de la Eurozona que ya se atisba.
De hecho, los nacionalistas catalanes creen que estas cuentas "no son las que corresponden para sacar el país de la crisis, reactivar el empleo y la economía, recuperar la calidad del Estado del Bienestar, contribuir a racionalizar mejor la administración pública, mejorar el reparto interterritorial de recursos y devolver la ilusión a los ciudadanos".
MENOS PENSIONES Y MENOS DESEMPLEO
Por otra parte, y aunque "en tiempos de crisis debe pensarse que el gasto social y la inversión en crecimiento deberían ser las prioridades", los Presupuestos de 2015 son "antisociales" para Macias, que pone como ejemplo la reducción de las partidas de pensiones y prestaciones por desempleo.
"Las políticas sociales pierden claramente peso. Lamentamos la escasa sensibilidad social de estos Presupuestos", se queja el diputado, denunciando a renglón seguido que esta situación se "agrava" si se tiene en cuenta el recorte presupuestario a las comunidades autónomas, que se encargan de las competencias "eminentemente sociales".
En cuanto a la inversión, para los nacionalistas catalanes no se "atisba" la intención anunciada por el Gobierno de impulsar el crecimiento, ya que el grueso de la partida se destina a la alta velocidad en lugar de apostar por el I+D+i.
"¿Es la más productiva de las inversiones posibles una inversión de la que no se sabe si es sostenible", se señala en la enmienda, que recoge Europa Press, advirtiendo de que "la megalomanía de construir una espesa red radial de AVE constituye un malbaratamiento de recursos que ningún país desarrollado se ha podido permitir y menos en tiempos de crisis".
PERSPECTIVA CATALANA
En cuanto a la "perspectiva catalana", Pere Macias cree que éstas son "las peores" cuentas de los últimos 17 años para la región, que sólo recibe un 9,5% de las inversiones territorializadas a pesar de aportar el 18,8% del PIB. "El mapa inversor es un castigo para Cataluña", insiste.
Para CiU, "amparándose en una estricta legalidad que se ha negado a cambiar", el Estado ha "abandonado a su suerte" a las comunidades autónomas en general, al no haber compartido el "importante incremento" de los ingresos logrado en los últimos ejercicios mediante las subidas tributarias más, que no se compensará con la reforma fiscal, ya que afectará sólo al IRPF precisamente en "año electoral".
Un comportamiento que ha "paralizado" a las administraciones autonómicas y que ha "contribuido a empeorar la coyuntura económica" en los dos pasados ejercicios, provocando un aumento de la destrucción de empleo. Ahora, esta falta de solidaridad entre administraciones puede "frustrar la tenue mejora de la economía", temen los nacionalistas catalanes.
"En 2015 las comunidades autónomas debían tener nueva financiación y no la tienen. Mientras el ahogo presupuestario alcance a este eslabón intermedio pero fundamental de la Administración pública la calidad del Estado del Bienestar estará en peligro y la capacidad de las administraciones de contribuir a la reactivación y a la creación de empleo seguirá bloqueada", concluye la enmienda.