Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Congreso pide al Gobierno que apoye la petición de indicación geográfica protegida para el jamón serrano

La Comisión de Agricultura del Congreso ha aprobado este miércoles por unanimidad una proposición no de ley para pedir al Gobierno que apoye al sector cárnico en el proceso de obtención de una indicación geográfica protegida (IGP) que garantice la protección de la denominación 'jamón serrano'.
La iniciativa, planteada inicialmente por el PSOE, ha sido finalmente pactada con los 'populares', tras modificar el texto original para reclamar al Ejecutivo que preste su "colaboración y asesoramiento" en un proceso que deben protagonizar las asociaciones y organizaciones sectoriales, y en el que finalmente será la Comisión Europea (CE) la que tenga la última palabra sobre si sustituye la actual especialidad tradicional garantizada (ETG) por una IGP.
El portavoz socialista de Agricultura, Alejandro Alonso, ha explicado que el objetivo de pedir una indicación geográfica protegida para el jamón serrano es "evitar que se puedan vender en el mundo con esa denominación productos elaborados en otros países" y que intentan "aprovecharse del buen nombre" de este "producto emblemático" de la gastronomía española.
PROTECCIÓN DE LA PROPIEDAD INDUSTRIAL
"Queremos asegurar que todo producto que exista en el mercado mundial con el nombre de jamón serrano sea de la máxima calidad y esté producido exclusivamente en España. Es una meta difícil, pero no creo que nadie esté en contra", ha añadido el diputado, explicando que los productos englobados en este certificado de calidad tendrían derecho de propiedad industrial aplicable a todos los países con los que la UE firmara acuerdos bilaterales o que estén en la Organización Mundial del Comercio (OMC).
Además, ha recordado que se trata de una reivindicación del sector cárnico que el Ministerio ya está estudiando pero que se beneficiaría de un "respaldo" parlamentario a la hora de defender la pertinencia de esta IGP ante la Unión Europea, que es la que finalmente tiene que autorizarla.
EL GOBIERNO TRABAJA "CODO CON CODO" CON EL SECTOR
El 'popular' Bibiano Serrano ha asegurado que el Gobierno ya está trabajando "codo con codo" con el sector en este asunto, pero ha recordado que no tiene capacidad para "reconocer ni conceder" IGP. "Sólo puede impulsarla, elevar el pliego a la Comisión Europea (CE)", ha añadido, subrayando además que hace falta cumplir con todos los trámites establecidos, incluyendo el de oposición.
"Su proposición no aporta nada nuevo, porque es lo que se está haciendo desde el Ministerio. No es muy necesaria", ha añadido, matizando a renglón seguido que en cualquier caso el PP confía en que esa IGP "se conseguirá al fin y al cabo" y ofreciendo un texto consensuado para pedir al Gobierno que continúe apoyando al sector en este objetivo.
Finalmente, Marc Solsona (CiU) se ha mostrado favorable a esta propuesta porque, aunque Cataluña "no es productora de jamón serrano", el valor añadido de este producto "no puede ser invadido" por otros que no son jamón serrano y que se aprovechan de la confusión sobre la denominación.