Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Corporación Masaveu y varios accionistas internacionales compran 330 MW renovables a Bridgepoint

El vehículo de inversión Céfiro, participado por la Corporación Masaveu, ha alcanzado un acuerdo para la compra de distintos activos de renovables con una potencia conjunta de 330 megavatios (MW) a Bridgepoint, anunció la corporación en una nota.
La sociedad no ofrece el importe de la operación, si bien Bridgestone valoró estos activos en 400 millones de euros en el momento en que los adquirió, en 2012.
En la compra, la filial de Corporación Masaveu participa junto a un consorcio de inversores internacionales entre los que destaca el grupo belga Korys.
De materializarse la adquisición, que está condicionada al visto bueno de las autoridades regionales, los compradores podrían hacerse con diferentes parques eólicos localizados en Castilla y León.
La operación permitirá adicionar 330 MW a la cartera actual de Céfiro, sociedad que a lo largo de los últimos meses ha apostado por las energías limpias, a través de la compra selectiva de diferentes activos en operación tanto eólicos como fotovoltaicos.
Los parques, localizados en la provincia de Burgos, producirán 715 gigavatios hora (GWh) al año y garantizarán el acceso a unos flujos de caja estables y previsibles, señala la nota.
Además, los compradores considerar que la adquisición encaja "perfectamente en la estrategia de diversificación y gestión prudente de Corporación Masaveu", al tiempo que refuerza "su firme compromiso con el desarrollo sostenible y el medio ambiente".
El cumplimiento de las condiciones precedentes y el cierre definitivo de la operación se materializará en las próximas semanas, según las previsiones ofrecidas por la corporación.
Entre los socios internacionales que acompañan a Masaveu destaca Korys, el holding de inversión de la familia Colruyt, empresa familiar fundada hace más de 50 años que centra su actividad principal en el negocio retail y ha ejecutado inversiones relevantes en diferentes ámbitos como la distribución alimentaria, las energías renovables o la investigación.
En la operación participan también un pool de inversores portugueses liderados por Exus Management Partners, que realizará, a su vez, la labor de 'asset manager'.
Citigroup y BBVA han actuado como asesores financieros de Bridgepoint, al tiempo que Allen & Overy ha ejercido de asesor legal. DLA Piper y Linklaters han actuado como asesores legales del consorcio de inversores internacionales.