Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ecuador espera que el desempleo en 2009 se mantenga en el 7,3% de 2008

El Gobierno de Ecuador espera que la tasa de desempleo nacional para 2009 se mantenga "como máximo" en el mismo 7,3 por ciento con el que se cerró 2008. EFE/Archivotelecinco.es
El Gobierno de Ecuador espera que la tasa de desempleo nacional para 2009 se mantenga "como máximo" en el mismo 7,3 por ciento con el que se cerró 2008 pese a los efectos de la crisis financiera internacional, declaró hoy el ministro de Trabajo, Antonio Gagliardo.
En una entrevista con Radio Quito, Gagliardo explicó que se seguirá "con la misma línea que ha caracterizado al Gobierno de que todo el eje de la política económica y de las acciones en este campo está dirigido a promover y proteger las fuentes de trabajo".
Es por ello que la meta que se fija el ministerio respecto al desempleo de 2009 es mantenerlo en torno al 7,3 por ciento de 2008 y "combatir el flagelo" de ese índice sobre la población ecuatoriana, afirmó.
El ministro señaló que no hay solución mágica para impedir que ocurra en Ecuador "lo que está aconteciendo en otros lugares del mundo", pero indicó que la política de su ministerio "es un aval de demostración de seriedad" que ha trabajado en el último año con "la mayor técnica".
Las previsiones de Gagliardo se aproximan a las previstas por el ministro coordinador de Política Económica, Diego Borja, que el pasado 21 de enero situó la meta de desempleo para 2009 en el 8 por ciento.
Además, el director del Instituto Nacional de Estadística (INE), Byron Villacís, explicó el 26 del mismo mes que la tasa de desempleo que cerró 2008 se mantenía en los mismos niveles que los registrados en 2007 y resaltó que, respecto al mundo laboral, la cifra significativa de 2008 fue la disminución del subempleo.
Según Villacís, en diciembre de 2008 la tasa de subempleo fue del 48,8 por ciento, casi cinco puntos menos que el 53,7 por ciento de 2007, lo que indica, a su juicio, que aumentó la calidad del empleo y las remuneraciones.
Por otro lado, el ministro de Trabajo hizo también un llamamiento para que empresarios y sindicatos trabajen en conjunto y así paliar las consecuencias de la crisis internacional.
Glagliardo pidió que se busquen "compromisos mínimos" por parte de los empresarios para lograr "la estabilidad de los trabajadores, que no se produzcan despidos, y por el lado sindical para que se mantenga un clima laboral de relaciones constructivas y equilibradas para enfrentarse la crisis".
El ministro también indicó que se mantendrá una línea de austeridad en el sector público "como es normal" en estas circunstancias y pidió que los actores laborales mantengan una actitud de "mucha firmeza, con espíritu positivo y siempre pensando en función del país".