Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

España garantiza 100.000 euros en caso de quiebra bancaria

Caja Castilla-La Mancha es la primera gran entidad intervenida desde Banesto en 1993. FOTO: EFEtelecinco.es
El Fondo de Garantía de Depósitos asegura a día de hoy tras la decisión del Gobierno del pasado mes de octubre la devolución de un máximo de 100.000 euros por titular y entidad. Este Fondo cubre los depósitos y cuentas de dinero. Fondos de inversión o de pensiones quedan excluidos de esta garantía. Así, en caso de quiebra cada titular recuperaría 100.000 euros por entidad, aunque varias cuentas en cada banco.

En España, es muy común que una misma cuenta tenga varios titulares, lo que supone que cada uno de ellos recuperaría la cantidad fijada, pero si un titular tiene varias cuentas en una misma entidad sólo recuperaría 100.000 euros a pesar de tener más de una cuenta. Por ello, los expertos recomiendan diversificar en varios bancos los ahorros. El patrimonio total del Fondo de Garantía de Depósitos (FGD) ascendía en 2008 a 7.201,25 millones de euros, un 11% más que en 2007.
Temor a la huida de capitales
Según una directiva de 1991 de la Unión Europea, cada estado miembro tenía la obligación de garantizar 20.000 euros. Irlanda, Italia, Francia, Dinamarca, Holanda y, ahora, Alemania garantizaban ya fondos superiores a esa cantidad. En octubre los miembros de la UE llegaron a un acuerdo para elevar la cantidad mínima protegida. "Los Estados miembros garantizarán, durante al menos un año, los depósitos de particulares por una cantidad mínima de 50.000 euros", subrayó la declaración suscrita por todos los ministros el pasado mes de octubre.
El temor de los Estados a que los ciudadanos diversifiquen sus ahorros en varias entidades o cambien su dinero a países con una garantía más alta ha provocado la subida de los depósitos en toda Europa y la medida conjunta de la Unión Europea. Caja Castilla-La Mancha ha sido uno de los bancos que ha sufrido  la salida de depósitos. Los rumores sobre los problemes de CCM provocaron una retirada de depósitos en enero de unos 300 millones de euros y hasta el mes de marzo alcanzó los 1.500 millones en un año, que el sindicato Comisiones Obreras ha elevado a 2.000 millones de euros.