Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Eurona abrirá 70 franquicias en 2016 para llevar Internet de alta velocidad a casi 100 localidades sin fibra

Eurona abrirá un total de 70 franquicias a lo largo de 2016 para llevar Internet de alta velocidad a casi un centenar de localidades en situación de brecha digital al no contar con servicio de fibra óptica o tener problemas de conectividad, según informa la empresa en un comunicado.
La operadora explica que esta operación se enmarca dentro del plan de expansión 'Horizonte 2018' puesto en marcha para ofrecer conexión sin cables ni línea telefónica a medio millar de núcleos rurales y urbanos a los que Internet no llega o tienen problemas de conectividad.
Este despliegue se está realizando bajo el modelo de franquicia con el objetivo de acercar el servicio de telecomunicaciones a los clientes, pues considera que "sólo desde la proximidad y el trato personalizado se puede construir una respuesta directa de atención al cliente".
En este sentido, defiende que la ventaja de la franquicia es que da la posibilidad de sustituir a "un frío operador telefónico por una persona física y cercana con conocimientos tanto tecnológicos como del lugar donde se ubica el problema de conectividad".
El grupo llevó en 2015 sus servicios de Internet de banda ancha bajo esta fórmula a un total de 17 provincias ubicadas en Andalucía, Baleares, Cantabria, Castilla-La Mancha, Cataluña, Comunidad Valenciana y Galicia "donde todavía son muchas las poblaciones huérfanas de Internet de alta velocidad".
El director general de Franquicia de Eurona, Rafael Franco, señaló que el concepto de brecha digital ha evolucionado en estos años, ya que si antes se hablaba de ella cuando no se conseguía tener más de 1Mb, ahora debería hablarse de brecha cuando no llega la fibra o no se dispone de conexiones superiores a los 5Mb.
Franco recuerda que se estima que en la actualidad unos 2,5 millones de personas, el 5% de la población española, no cuentan con acceso real a Internet.
"Se trata de localidades o regiones en las que la geografía dificulta la conexión de calidad y que las grandes operadoras del sector no cubren, lo que deja un nicho de mercado interesante para nosotros y necesario para los ciudadanos si lo que queremos es garantizar el derecho universal de conexión a Internet que todos debemos tener garantizado", agregó.