Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fedetaxi pide la dimisión de Marín Quemada (CNMC) por su "descarada defensa" de empresas como Uber

Achaca al uso de coche oficial el "desconocimiento" del presidente del 'superregulador' sobre la adaptación del taxi a las tecnologías
El presidente de Fedetaxi, Miguel Ángel Leal, ha exigido este miércoles el la "inmediata dimisión" del presidente de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), José María Marín Quemada, por su "descarada defensa" de empresas como Uber, que "no tienen nada de colaborativa" y además infringen la normativa y no declaran impuestos en España.
En una nota de prensa, Leal critica que Marín Quemada se "despachara nuevamente" contra el sector del taxi durante una conferencia que pronunció este martes, en la que avisaba de que la digitalización de la economía es "imparable" y que las empresas que intenten frenarla y no se adapten a ella desaparecerán.
"Levantar la mano para parar un taxi en la calle puede ser un gesto que nuestros hijos ya no entiendan", llegó a decir el presidente del 'superregulador', insistiendo en que "más vale reaccionar deprisa y ver las oportunidades de negocio" que ofrece la entrada de las nuevas tecnologías en la economía.
ARIETE DE LAS MULTINACIONALES
Ante estas palabras, Fedetaxi acusa a Marín Quemada de actuar como "ariete" de las multinacionales que, como Uber, infringen la legislación española "hasta el punto de que ha tenido que ser prohibida por un juez" y que están domiciliadas en Holanda, Delaware o Panamá para no pagar impuestos.
"No sabemos de ningún taxista que tenga una cuenta en Panamá ni sociedades 'offshore', pero sí de algunos que están usando sus cargos públicos para buscar 'puertas giratorias' una vez finalizan sus mandatos. Confiamos en que no sea éste el caso de Marín Quemada", añade Leal.
Además, acusa al dirigente de la CNMC de "desconocer" cómo el sector del taxi se ha adaptado a las nuevas tecnologías porque usa "permanentemente" un coche oficial "en vez de usar los servicios públicos de transporte", y le recuerda que su función debe ser "defender los intereses de todos los españoles" y no "hacer gala permanente de una manía persecutoria" contra los taxistas.
"Este señor debería preocuparse más por las trabas a la competencia que imponen las multinacionales, la precariedad que generan y el uso que hacen de los datos de sus clientes, y menos por desmantelar un servicio público y arruinar a miles de autónomos", añade el presidente de Fedetaxi.
Por todo ello, Miguel Ángel Leal exige la dimisión inmediata de Marín Quemada o, en su defecto, el cese por el nuevo gobierno que surja de las urnas tras el 26 de junio, ya que tiene abierta una "guerra personal" contra los taxistas.