Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fernando Restoy representará al Banco de España en el consejo del Mecanismo Único de Supervisión

El subgobernador del Banco de España, Fernando Restoy, será el encargado de representar a la institución en el seno del consejo supervisor del Mecanismo Único de Supervisión (MUS), la entidad dependiente del Banco Central Europeo (BCE) encargada de vigilar el sector bancario europeo que entrará en funcionamiento en noviembre de 2014, según ha informado el instituto emisor de la eurozona.
Al frente de este consejo supervisor estará la francesa Danièle Nouy, designada por un mandato no prorrogable de cinco años, que tendrá como vicepresidente a un miembro de la comisión ejecutiva del BCE, donde, aparte de Mario Draghi y Vitor Constancio, presidente y vicepresidente del BCE, figuran el francés Benoît Cœuré, el belga Peter Praet, la alemana Sabine Lautenschläger y el luxemburgués Yves Mersch.
Asimismo, el consejo estará compuesto por otros cuatro miembros del BCE además de un representante de cada una de las respectivas autoridades nacionales sobre la materia, entre los que figura Fernando Restoy en representación del Banco de España.
No obstante, aquellos países como Letonia, Luxemburgo, Malta, Austria, Finlandia o Alemania, donde las funciones de supervisión financiera no corresponden exclusivamente al banco central, contarán con dos representantes en el consejo del Mecanismo Únido de Supervisión.
De este modo, crece la presencia española en la nueva institución, después de que el pasado 9 de enero el BCE anunciara el nombramiento del actual director general de supervisión del Banco de España, Ramón Quintana, como uno de los cuatro directores generales del Mecanismo Único de Supervisión europeo.
El banquero español se encargará junto a Stefan Walter, actual director de políticas regulatorias y supervisión de Ernst & Young, de la "supervisión directa de bancos significativos" como responsables respectivamente de los directorios generales de supervisión microprudencial I y II.