Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fitch ve una mejora financiera en las telecos europeas por el 4G, la fibra y menores presiones regulatorias

La agencia de calificación crediticia Fitch Ratings ha destacado la mejora "gradual" del perfil financiero de las empresas de telecomunicaciones europeas gracias al desarrollo del 4G y la fibra óptica, a los procesos de consolidación del sector y a las menores presiones regulatorias.
En un informe, la firma de calificación incide en que la mayor cobertura tanto de fibra óptica como de 4G está incrementando la utilidad y la disponibilidad de las redes de banda ancha de alta velocidad.
En su opinión, esto permite a los operadores ofrecer paquetes mejorados de productos y servicios con un mayor valor a cambio de una tasa mayor. "La adopción de estos paquetes debería fortalecer los ingresos medios por usuario (ARPU) e impulsar la generación de caja", añade.
Asimismo, la agencia subraya que las presiones regulatorias, como las relativas a los servicios de roaming, registradas en los últimos años ya han sido absorbidas en su mayor parte, al igual que la erosión de ingresos por servicios de voz y SMS.
En esta línea, también destaca el impacto de la consolidación que se está llevando a cabo en algunos grandes mercados europeos y apunta que la ligera mejora del entorno macroeconómica también está ayudando a las empresas del sector.
La agencia remarca que esta mejora de su perfil financiero ha llevado a que 2015 sea el año con menos rebajas de rating dentro de las 49 empresas de Telecomunicaciones, Medios y Tecnología (TMT) que califica en Europa. En concreto, rebajó un 8,2% de los ratings, mientras que confirmó el 85,7% y subió el 6,1% restante.
En esta línea, Fitch recuerda que hace un año reviso las perspectiva del conjunto del sector de 'negativa' a 'estable', así como que desde entonces ha realizado el mismo cambio en las calificaciones de Telefónica, Orange y Telecom Italia y ha elevado las de Eircom y Virgin Media.