Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Generalitat valenciana tiene que hacer frente este año a vencimientos de unos 2.000 millones

Buch ve "fuera de lugar" pedir una auditoría de las cuentas de la Generalitat y dice que son "transparentes y públicas"
El conseller de Economía, Industria y Comercio, Máximo Buch, ha afirmado que la Generalitat valenciana tiene que hacer frente este año a vencimientos de banca extranjera y bonos de "algo menos de 2.000 millones de euros".
Buch ha señalado que el importe del préstamo financiado con cargo al Fondo de Liquidez Autonómico "dependerá del número de comunidades autónomas que se adhieran al proceso".
"Una vez sepamos cuántas se han adherido, veremos el importe que se nos asigna, que tendrá que ser suficiente para vencimientos y para gastos", ha indicado Buch, quien, en cualquier caso, ha destacado que dicho fondo "no está limitado", sino que "se inicia con un importe que se puede ir ampliando a medida que las comunidades autónomas lo necesiten".
Así lo ha señalado en declaraciones a los medios de comunicación tras asistir a la firma de un convenio de prácticas no laborales entre la Generalitat y S2 Grupo, a preguntas sobre esa iniciativa.
Por otro lado, ha considerado "fuera de lugar" la proposición no de ley presentada este lunes por el PSPV en las Corts para que la Sindicatura de Comptes elabore una auditoría sobre las finanzas de la Generalitat, al tiempo que ha remarcado que las cuentas de la administración "son transparentes, públicas y conocidas por todo el mundo".
Buch ha recalcado que son "absolutamente transparentes" y que, por tanto, no considera necesario "auditar absolutamente nada". "Existe la Sindicatura de Comptes y creo que no hay ningún motivo para dudar de que la Sindicatura de Comptes, que es un órgano independiente, hace bien su trabajo", ha sentenciado.
Así, considera que "está fuera de lugar" pedir una auditoria de las cuentas de la Generalitat y que "es, más que nada, para hacer ruido en el mes de agosto y generar desconfianza, destruir valor y destruir la confianza que tenemos que restablecer entre todos".
"Poner en duda en estos momentos las cuentas de la Generalitat está totalmente fuera de lugar", ha reprobado Buch.