Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno aprueba la subida de los impuestos de los hidrocarburos y del tabaco

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega (i), y la vicepresidenta segunda y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado (d), durante la rueda de prensa que ofrecieron hoy tras la reunión del Consejo de Ministros. EFEtelecinco.es
El Gobierno aprobó hoy un Real Decreto que fija una subida de 2,9 céntimos por litro de los hidrocarburos, que no afectará a los usos profesionales, así como de las labores de tabaco de dos euros por cada mil cigarrillos para hacer la economía "más sostenible".
Así lo anunció hoy la vicepresidenta segunda y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.
Preguntada si habrá subidas del IRPF o de otros impuestos, respondió que cuando se discuta la "Ley de Presupuestos -de 2010- vamos a pasar revista a muchas figuras, tanto del lado del gasto como del ingreso".
Una vez que entre en vigor el Real Decreto, el impuesto que grava el gasóleo subirá el 10,4 por ciento, hasta sumar 0,307 euros por litro; mientras que el de la gasolina sube un 7,2 por ciento, hasta los 0,432 euros, según datos recabados por EFE.
Con esta subida, el nuevo precio de la gasolina se sitúa en 1,03 euros, mientras que la del gasóleo asciende a 0,906 euros, dijo la ministra.
El alza no afecta al gasóleo profesional y agrario, ni al destinado a calefacción, así como al gas natural, el queroseno o el fuelóleo, entre otros, destacó.
Actualmente, los transportistas de pasajeros y mercancías y los taxistas tienen derecho a la devolución de los incrementos que se aplican, desde enero de 2007, al impuesto sobre el gasóleo y la parte de la cuota autonómica del Impuesto sobre Ventas Minoristas de Determinados Hidrocarburos.
No obstante, Salgado recordó que los nuevos precios son más baratos que en Portugal (1,273 euros la gasolina y 0,98 euros el gasóleo) y que en Francia (1,23 euros la gasolina y 0,97 euros el gasóleo).
En su opinión, con el aumento de los impuestos de los hidrocarburos se contribuirá a conseguir una economía más "sostenible" y se ha tenido "muy en cuenta la necesidad de aportar más fondos a la Ley de Dependencia".
De acuerdo con la reseña del Consejo de Ministros y en referencia a las labores de tabaco, se eleva el nivel mínimo de los impuestos especiales de 70 a 91,3 euros por cada mil cigarrillos y se mantiene el tipo proporcional en el 57%, pero se aumenta el tipo específico de 8,2 a 10,2 euros por cada mil cigarrillos.
Esto, precisó Salgado, hace que a partir de ahora, y si los fabricantes deciden incorporarlas las revalorizaciones, la "marca más vendida de tabaco -que no identificó" pase de los 3,10 euros por cajetilla a 3,29 euros.
Además, para "frenar el importante" consumo de picadura de liar como producto sustitutivo de los cigarrillos, el Ejecutivo fija un impuesto específico de 6 euros por kilogramo y otro mínimo de 50 euros por kilo.
Salgado aprovechó para recordar que en Portugal la cajetilla de tabaco cuesta 3,55 euros y en Francia 5,30.
La ministra también cifró el nuevo precio de "buen número de marcas -que tampoco nombró-" en 2,84 euros, frente a los actuales 2,65 euros.
Según sus previsiones, en el caso de que no se reduzca el consumo actual de hidrocarburos los ingresos que se conseguirán serán de 1.097 millones de euros, mientras que del tabaco ascenderán a 1.220 millones de euros.
Al respecto, recordó que actualmente el 60% de esos ingresos corresponden al Estado y el 40 a las comunidades.
Con el nuevo sistema de financiación que el Gobierno quiere pactar con las comunidades, éstas recibirían el 58% de los ingresos y el Estado el resto.