Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno francés sospecha que McDonald's evadió entre 330 y 650 millones anuales al fisco desde 2009

El Ministerio de Economía y Hacienda de Francia sospecha que la cadena de restaurantes McDonald's ha evadido al fisco galo entre 330 y 650 millones de euros anuales desde 2009 a través de sus filiales en Luxemburgo y Ginebra, según informa el diario francés 'L'Express'.
Según el diario, desde 2009 McDonald's ha transferido 2.200 millones de su facturación directamente a sus filiales en Luxemburgo y Suiza sin que el fisco galo hubiera recaudado lo que le correspondía por el IVA y el impuesto a los beneficios, que se calcula equivaldría a entre 330 y 650 millones de euros cada año.
Bajo el control del Alto Tribunal de Versalles, se llevó a cabo con total discreción una investigación en la sede de la empresa en Francia, situada en la localidad de Guyancourt (Yvelines), desde la mañana del 15 de octubre hasta el alba del día siguiente.
"Como la mayoría de las grandes empresas, hemos sido objetivo de peticiones rutinarias de información por parte de los inspectores de hacienda, a la que hemos respondido siempre", aseguró la Mcdonald's a 'L'Express', que rehusó entrevistarse con el diario.
Francia se ha convertido en 35 años en el segundo mercado más rentable de McDonald's tras Estados Unidos, ya que la compañía cuenta con más de 300 franquiciados en el país que poseen 1.300 locales, el 80% del total.
Este sistema de franquicias es el que ha permitido la evasión fiscal y lo que está dando los dolores de cabeza a los servicios del Ministerio. Los 300 franquiciados deben entregar a la empresa americana el 4% de su cifra de negocio por "gastos de publicidad" y entre el 10% y el 20% por comisiones de explotación.
Una vez transferidas estas cantidades, "estos empresarios independientes pagan sus impuestos, invierten y crean puestos de trabajo debido a la propia naturaleza de su negocio". Los ingresos por franquicia constituyen el principal motivo de responsabilidad de la marca, casi dos terceras partes de sus márgenes.