Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Goirigolzarri ve "sentido" a una fusión de Bankia con BMN porque son bancos "complementarios"

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, ha afirmado que una eventual fusión con BMN tendría "sentido industrial" y desde un punto de vista de negocio, al considerar que ambos bancos nacionalizados son "complementarios" por su red de distribución.
"Sin haber visto ningún número, porque no toca, sí tiene sentido (una fusión entre Bankia y BMN). Tiene un sentido industrial bastante claro", ha afirmado Goirigolzarri durante los cursos de verano organizados por la APIE en la UIMP.
No obstante, el presidente de Bankia ha matizado que estudiar este tipo de operaciones está aún "muy lejos" y ha recordado que la Comisión Europea no permite al banco adquirir entidades hasta junio de 2017. Eso sí, ha anticipado que cualquier operación corporativa debe respetar los intereses de los accionistas minoritarios de ambas entidades.
Goirigolzarri ha aprovechado además para advertir sobre los riesgos de una banca pública, al afirmar que no conoce ningún banco público que sea "sostenible", y ha advertido de que utilizar entidades para generar mayor crédito como elemento "contracíclico" siempre ha conducido a crisis financieras.
El presidente de Bankia ha vinculado la devolución de los casi 22.500 millones de ayudas públicas inyectados en la entidad al "momento y forma" de su privatización, al tiempo que ha considerado que tiene sentido estudiar alargar el plazo para la salida del Estado, fijada por ley el 31 de diciembre de 2017.
Goirigolzarri, quien ha afirmado que la entidad aún no ha recibido la demanda de Iberdrola por su inversión en la salida a Bolsa en 2011, ha defendido la gestión de la entidad y ha avisado de que la alternativa al rescate de Bankia habría sido la inyección de unos 60.000 millones para cubrir los depósitos de hasta 100.000 millones garantizados.